Síguenos en: facebook twitter google plus rss
 
 
Webscolar » Español » Género Narrativo: El Cuento y la Novela

Género Narrativo: El Cuento y la Novela

0 Flares 0 Flares ×

 

  1. GÉNERO NARRATIVO

El género narrativo es una expresión literaria que se caracteriza por relatos de historias imaginarias o ficticias (sucesos o acontecimientos) que constituyen una historia ajena a los sentimientos del autor. Aunque sea imaginaria, la historia literaria toma sus modelos del mundo real. Esta relación entre imaginación y experiencia, entre fantasía y vida es lo que le da un valor especial a la lectura en la formación espiritual de la persona. El narrador es la persona que presenta la narración; él es el encargado de dar a conocer el mundo imaginario al lector, el cual está formado.

En todo texto narrativo (cuentos, leyenda, parábola, fábula, novela, mitos, crónica, etc) se estudian los motivos que impulsan las acciones realizadas por los personajes en un ambiente determinado. Esto es lo que se conoce como el nivel de la historia. La narrativa o épica, entendida como la atención que el escritor presta a lo que ocurre fuera de él para intentar transmitirlo de la manera más objetiva posible, con más o menos imparcialidad, es uno de los géneros literarios, junto a la lírica, la dramática y el ensayo, que conforman cada uno de los distintos grupos en que pueden ser clasificadas las obras literarias atendiendo a determinadas características comunes.

1. EL CUENTO

El cuento y/o relato corto es una narración breve, oral o escrita, en la que se relata una historia tanto real como ficticia. Además de su brevedad, el cuento tiene otras características estructurales que lo diferencian de la novela, la frontera entre un cuento largo y una novela corta no es fácil de definir.

El término cuento proviene de la palabra latina «contus» tomada del griego y en su primitiva significación valió tanto como extremo y fin y así decimos cuento de lanza, cuento del cayado, de la bengala, etc., refiriéndonos al regatón o extremidad inferior de estos objetos.

El Cuento es además un caso, fábula o especie novelesca, una anécdota o historieta gratuitamente inventada que es el cuento literario objeto de este artículo. Tradicionalmente los cuentos se han transmitido de manera oral de generación en generación. La mayoría de estos cuentos literarios (sin tradición popular) están dirigidos a un público adulto y cuentan con una gran concentración de la acción y los personajes (por ejemplo, los cuentos de Edgar Allan Poe o las Leyendas de Gustavo Adolfo Bécquer).

1.1 Características del cuento

Algunas de las características que se deben tener en cuenta para escribir un cuento son:

  • Una de las características más importantes del cuento es que debe ser una narración corta.
  • Adecuación  a  la  Edad:  El  cuento  que  sirve  para  una  edad  o  época  infantil.
  • Una  vez  hacha  la  elección,  en  la  que  juega un papel importante el factor personal, la natural inclinación para dirigirse a los niños o a los mayores.
  • Manejo  de  la  Lengua:  Dentro  de  este  se  deben  considerar  dos  aspectos:  el que se refiere al empleo de palabras según su significado y el que se relaciona con el uso de las mismas eligiéndolas y combinadas para obtener determinados efectos.
  • Comparación:  Por  ser  mucho  más  clara  y  comprensible  que  la  metáfora,  es  importante  preferir  su  empleo, sobretodo en los cuentos para los niños menores. Las comparaciones con objetos de la naturaleza enriquecen el alma infantil, y los hacen meterse en el cuento.
  • Empleo  del  Diminutivo: Conviene  evitar  el  exceso  de estos en los relatos para niños, pero se considera importante su empleo, especialmente en las partes que se quiere provocar una reacción afectiva que puede ir desde la tierna conmiseración hasta la burla eminente.
  • Repetición: la repetición deliberada de algunas palabras, o de frases, tienen su importancia porque provoca resonancia de tipo psicológico.
  • Título:  Deberá  ser  sugestivo,  o  sea,  que  al  oírse  pueda  imaginarse  de  que  se  tratar ese cuento.
  • El  Argumento:  Es  aquí  donde  fundamentalmente  el  escritor  deberá  tener  en  cuenta la edad de sus oyentes o lectores, que será la que habrá de condicionar el argumento.

[image]

1.2 EJEMPLO DE CUENTO

LA CENICIENTA

Hubo una vez una joven muy bella que no tenía padres, sino madrastra, una viuda impertinente con dos hijas a cual más fea. Era ella quien hacía los trabajos más duros de la casa y como sus vestidos estaban siempre tan manchados de ceniza, todos la llamaban Cenicienta.

Un día el Rey de aquel país anunció que iba a dar una gran fiesta a la que invitaba a todas las jóvenes casaderas del reino.

– Tú Cenicienta, no irás -dijo la madrastra-. Te quedarás en casa fregando el suelo y preparando la cena para cuando volvamos.

Llegó el día del baile y Cenicienta apesadumbrada vio partir a sus hermanastras hacia el Palacio Real. Cuando se encontró sola en la cocina no pudo reprimir sus sollozos.

– ¿Por qué seré tan desgraciada? -exclamó-. De pronto se le apareció su Hada Madrina.

– No te preocupes -exclamó el Hada-. Tú también podrás ir al baile, pero con una condición, que cuando el reloj de Palacio dé las doce campanadas tendrás que regresar sin falta. Y tocándola con su varita mágica la transformó en una maravillosa joven.

La llegada de Cenicienta al Palacio causó honda admiración. Al entrar en la sala de baile, el Rey quedó tan prendado de su belleza que bailó con ella toda la noche. Sus hermanastras no la reconocieron y se preguntaban quién sería aquella joven.

En medio de tanta felicidad Cenicienta oyó sonar en el reloj de Palacio las doce.

– ¡Oh, Dios mío! ¡Tengo que irme! -exclamó-.

Como una exhalación atravesó el salón y bajó la escalinata perdiendo en su huída un zapato, que el Rey recogió asombrado.

Para encontrar a la bella joven, el Rey ideó un plan. Se casaría con aquella que pudiera calzarse el zapato. Envió a sus heraldos a recorrer todo el Reino. Las doncellas se lo probaban en vano, pues no había ni una a quien le fuera bien el zapatito. Al fin llegaron a casa de Cenicienta, y claro está que sus hermanastras no pudieron calzar el zapato, pero cuando se lo puso Cenicienta vieron con estupor que le estaba perfecto.

Y así sucedió que el Príncipe se casó con la joven y vivieron muy felices.

FIN

 

2. LA NOVELA

La novela (del italiano novella, noticia, relato novelesco) es una obra literaria en prosa en la que se narra una acción fingida en todo o en parte, y cuyo fin es causar placer estético a los lectores con la descripción o pintura de sucesos o lances interesantes, de caracteres, de pasiones y de costumbres.

2.1 CARACTERÍSTICAS DE LA NOVELA

Las características básicas de la novela, aunque puede haber excepciones:

  • Este género suele tener una extensión y complejidad mayores que el cuento. Las novelas tienen generalmente entre 60.000 y 200.000 palabras, o 300-1.300 páginas.
  • La libertad: este subgénero no tiene límites y puede contener desde diálogos con clara intención dramática o teatral hasta fragmentos líricos o descriptivos.
  • Los subgéneros novelescos son numerosísimos: novela histórica, de aventuras, rosa, policíaca, de acción, negra, psicológica, de caballerías, de amor, de tesis, social.
  • Esta escrita en prosa y que en ella intervengan unos personajes sobre los que se nos diga algo.
  • Actualmente, la novela es el principal de los subgéneros literarios.

2.2 CLASES DE NOVELA

  • Novela bucólica: Llamada también pastoril. Escrita con tono de sencillez e inspiración casta. En ella se idealizan personajes y ambiente. Longo (griego), en el siglo III d de C. escribió dafnis y Cloe, que es el modelo de estas novelas en las cuales se describen los tiernos amores de dos pastores que viven en una naturaleza benigna y suave.
  • Novela bizantina: Tipo de novela que surge en el periodo Alejandrino de la literatura griega, caracterizada por la acumulación inverosímil de aventuras y episodios, viajes y naufragios, hallazgos y desapariciones. Cervantes cultivo este genero en su obra Trabajo de Perciles y Segismunda.
  • Novela satírica: Debemos a la antigüedad clásica el modelo de la novela satírica. En Roma, Petronio, el famoso arbitro de la elegancia, contemporáneo de Nerón, describe en su novela Satiricón los más íntimos detalles de la corrompida sociedad romana.
  • Novela picaresca: Refiere la vida pintoresca de los truhanes, hampones, tahúres, vagabundos, en una palabra: pícaros. En ellas el pícaro, al narrar su propia vida, se venga de los poderosos que lo han maltratado y despreciado, contando sus defectos y sus debilidades, por eso estas novelas son autobiográficas y satíricas. Sobresalieron en este genero: la obra “Lazarillo de Tormes” sin autor reconocido; Quevedo con “La Vida del Buscón”; Mateo Alemán con “Guzmán de Alfarache”.
  • Novela aventuras: Se caracterizan por extensas narraciones cuyo protagonista es un personaje que profesa el ideal caballeresco, es decir, que dedica su existencia a la defensa de la justicia y al amparo de los débiles y desvalidos. De fines de Edad Media son los primeros textos de la famosa novela Amadís de Gaula, que en redacción que hoy se conoce data de los primeros años del siglo XVI y aparece firmada por Garci Ordoñez de Montalvo. Representan al ser humano no como es sino como debiera ser.
  • Novela gótica: Se cultivo en el siglo XVIII se caracteriza por el eclesiastismo romántico y lo arquitectónico: ruinas, iglesias, monasterios, etc. pertenece a un tipo de relatos de misterio y de terror, cuya intriga se desarrolla en un viejo castillo gótico, en el suceden acontecimientos extraños e inquietantes. Algunas obras de este tipo de novela son: Longsword, conde de Salisburry, de Thomas Leland.
  • Novela histórica: El relato novelesco que gusta de la sucesión de episodios de tipo histórico es característico de la época romántica. La novela histórica versa sobre argumentos o temas reales, sucedidos en el pasado con respecto a la época en que se escribe. Se dice que la mejor historia de Roma esta en la novela Quo Vadis de Enrique Sienkiewiez.
  • Novela policiaca: Es un tipo de relato en el que se narra la historia de un crimen, cuyo autor se desconoce y en el que, a través de un procedimiento racional, basado en la observación e indagación, se logra descubrir al culpable o culpables. En el desarrollo posterior de este subgénero narrativo inaugurado por Edgar Allan Poe. Entre los cultivadores más notables de la novela policiaca, figuran los británicos: A. Conan Doyle creador del detective privado Sherlock Holmes: Las aventuras de Sherlock Holmes 1892, Agata Christie que configura al detective Hercules Poirot: El misterioso caso de Styles, 1921, El asesinato de Rogelio Ackroyd 1926.
  • Novela de observación: Bajo este nombre se agrupa una serie de tipos de novela caracterizados por el análisis u observación de distintos aspectos de la vida humana:
  • Novela sentimental: La iniciación plena de estas novelas corresponde al romanticismo, pero fueron los novelistas ingleses del siglo XVIII quienes imprimieron este carácter a la novela aun cuando exageran presentando asuntos excesivamente tiernos y lacrimosos: Samuel Richardson en sus obras Pamela y Clarisa presenta un tema que gira entorno a las desgracias amorosas de dos señoritas. En la novela romántica se exalta la naturaleza, el amor, la ingenuidad, la pasión y la melancolía.
  • Novela psicológica: Describe sobre todo los conflictos espirituales, es decir, psicológicos. Las reacciones espirituales de los personajes, que son analizados minuciosamente, bien siguiendo el hilo de sus pensamientos (monólogos), o bien transcribiendo aquellos textos diarios íntimos, cartas (novela epistolar), etc. que se suponen escritos por dichos personajes. Las primeras grandes novelas psicológicas se deben al escritor ruso Dostoievsky y al francés Stendhal.
  • Novela de costumbres: En estas se presentan conductas humanas de personajes y tipos analizados en su contexto histórico y entorno social, como representantes significativos de un grupo humano y de su esquema de valores en el marco de una sociedad concebida como totalidad. Entre las novelas de costumbres hay algunas de gran valor como las de Dickens, casi todas las novelas españolas de ese tipo y muchas americanas como Don Segundo Sombra.
  • Novela realista y novela naturalista: La observación de la vida conduce a un predominio cada vez mayor de los elementos descriptivos que da lugar a la llamada novela realista, muy en boga en la segunda mitad del siglo XIX. Su modelo podría ser la Comedia Humana de Honorato de Balzac. Los escritores realistas abandonan los temas fantásticos y extraordinarios de los románticos y trataron asuntos basados en la realidad, hechos cotidianos ambientados en lugares que el escritor conocía bien.
  • Novela biográfica: Es una modalidad de la nueva literatura. Esta revoluciona la técnica de la biografía histórica. Toma los grandes hombres o héroes como seres corrientes y los lleva desde la cuna hasta la cima de la gloria y luego hasta la tumba. Sus más calificados representantes son: André Maurois, Stefan Zweig, Emil Ludwing.
  • Novela de tesis: Es la que presenta conflictos o problemas de orden: religiosos, políticos, Sociales, etc. Florece especialmente en el ultimo tercio del siglo pasado con Pérez Galdos obras de tesis social y religiosa, con Juan Valera obras de tesis psicológica, y con Alarcón obra de carácter social. Es novela de tesis porque predomina la idea sobre la acción y generalmente hay un propósito docente y hasta polémico: el autor combate por sus ideas y mueve de capricho sus personajes para llegar a resultados preconcebidos.
  • Novela actual: La novela moderna asalta al lector como un conjunto de crisis de todo orden. La jovialidad y lo agradable aparecen como algo anticuado. Todas son novelas con problema. En muchas de ellas los hombres son representados como monstruos asquerosos, vulgares, esclavos atormentados y víctimas indefensas, negociantes arribistas, mentirosos y libertinos. La búsqueda del sentido de la vida, es un problema para el personaje. El hombre, víctima de la administración del mundo, de los negocios, amenazado por el átomo y las crisis económicas, las guerras, arrojado en la maquinaria de un mundo casi totalmente trastocado y tecnificado, se vuelve cada vez en su interior mas sin patria, ese hombre común de hoy, ya no puede ser un hombre armónico o un héroe ideal. Ni siquiera tiene fuerzas para una gran pasión. Según los sociólogos, cada vez queda menos de realidad originaria y natural. Toda la actitud del hombre moderno respecto a la fe, a la ciencia, al sentimiento y a los valores se ha desplazado, complicado y diferenciado. En la novela tradicional había “héroes”, se llamaron: Crusoe, Werther, Raskolnikov, Karamasov, Ana Karenina, etc.

[image]

VN:F [1.9.22_1171]
Clasificación: 2.0/5 (3 votos)
VN:F [1.9.22_1171]
Clasificación: 0 (de 2 votos)
Género Narrativo: El Cuento y la Novela, 2.0 out of 5 based on 3 ratings

Citar este texto en formato APA: _______. (2013). WEBSCOLAR. Género Narrativo: El Cuento y la Novela. https://www.webscolar.com/genero-narrativo-el-cuento-y-la-novela. Fecha de consulta: 3 de junio de 2020.

Descargar PDF Descargar

 

Comentarios

Escribir Comentario

 

 
 
 
 
 

© 2010 - 2020 Webscolar

 


0 Flares Twitter 0 Facebook 0 Google+ 0 Pin It Share 0 Email -- 0 Flares ×