Síguenos en: facebook twitter google plus rss
 
 
Webscolar » Psicología » Causas y consecuencias que generan el alcoholismo

Causas y consecuencias que generan el alcoholismo

0 Flares 0 Flares ×

Uno de los mayores problemas sociales de la republica de Panamá es el alcoholismo. El presente estudio tiene por objetivo dar a conocer ciertos elementos que contribuyen o concurren con gran incidencia en el alcohol de adolescentes y adultos en forma especifica en la provincia de colón.

La crisis socio-económica, así como los diversos problema que confronta la provincia, tales como la falta de vivienda, el desempleo y la desintegración familiar, entre otros , se consideran los factores exógenos predominantes que contribuyen al alto índice del alcohol en la provincia de colón.

Se ha escogido este tema, por ser muy importante, y a la vez que esta afectando a la personas de hoy, que tienen algún problema u otro motivo, acuden siempre a refugiarse en el alcohol.

El consumo de alcohol, ha sido reconocido como un factor de integración social y favorecedor de la convivencia. El alcohol es una de las drogas que por su fácil acceso y su poderosa propaganda que recibe, se ha convertido en un verdadero problema social en casi todos los Países y en todas las edades a partir de la adolescencia.

El alcohol es la droga más ampliamente empleada por los adolescentes también está considerado cada vez más como una droga que modifica el estado de ánimo, y Se caracteriza por una dependencia emocional y a veces orgánica del alcohol, y produce un daño cerebral progresivo y finalmente la muerte.

A diferencia del simple consumo excesivo o irresponsable de alcohol, ha sido considerado en el pasado un síntoma de estrés social o psicológico, o un comportamiento aprendido e inadaptado. A pesar de que el alcoholismo afecta mayormente a los adultos y vemos que su consumo en los adolescentes es cada vez más preocupante.

Crecer no es fácil, y los adolescentes necesitan mentes claras para llegar a ser adultos psicológicamente sanos. Por eso beber en grandes cantidades puede tener efectos graves, tanto más si el organismo del bebedor se encuentra en desarrollo. Debido a que son personas inmaduras, y tienen dificultades para manejar las emociones producidas por el alcohol.

Consideramos que las personas adultas y adolescentes no tienen noción de este hecho, y eso fue nuestro incentivo para la realización de este proyecto. El propósito de la adolescencia no es borrar el pasado sino inmortalizar lo que este tiene de valioso, y despedirse de aquellos aspectos que obstaculizan la plena realización de las potencialidades. Es por esto que es común que los jóvenes realicen sus actividades hasta los extremos.

Estos pueden ser las causas por las cuales los jóvenes empiezan a consumir el alcohol. Las salidas de los fines de semana hasta altas horas de la noche acompañadas del consumo de alcohol. Esto es así porque buscan maneras de sentirse vivos, de las vivencias. Pero muchas veces toman decisiones sin evaluar las consecuencias, inmediatas o de futuro.

Es tan grande la magnitud del problema del alcoholismo, que es considerado como unos de los principales problemas en el ámbito mundial.

El consumo de alcohol es el problema mas acentuado en las familias de nuestra sociedad es por eso que se hace necesario buscar alternativas de cambios de conducta que permite enfrenta esta situación que ataca tanto a los padres, hermanos, amigos y familiares.

La influencia del alcohol en la sociedad ha tenido un papel importante en la conformación y funcionamiento de la familia, individuo y por ende de la sociedad.

Los problemas de bebida no son cosa de una noche. Son muchos casos, una persona avanza desde un modo de beber social a periodos de intoxicaciones ocasionales hasta llegar un punto en que el alcohol interfiere en la vida de la propia persona.

Las personas con antecedentes familiares de alcoholismo tienen mayor probabilidad de empezar a beber antes de la edad de 19 años y de volverse alcohólicas. Pero cualquier persona que empieza a beber en la adolescencia esta en mayor riesgo.

Con este proyecto, apuntamos a promover la concientización de los padres sobre el alcohol y sus efectos en los adolescentes y personas adultas, para que, a la hora de tomar, lo hagan responsablemente, por propia voluntad y no por imposición social. De esta forma pensamos que colaboraremos en hacer de las personas alcohólicas sean un ser más en nuestra sociedad.

Consideramos este trabajo y su investigación, realmente fructífero, pues nos ha adentrado en la realidad vivencial del colonense y de nuestra propia comunidad, permitiéndonos un visual mas amplio del medio en que nos desenvolvemos, para poder en el futuro como individuos, coadyuvar a la prevención de los casos de alcohol, ayuda de que están tan necesitada nuestra sociedad y nuestra juventud actual.

 

1.1 PLANTEAMIENTO DEL PROBLEMA

En el siglo XIX se produce un incremento notable del consumo de alcohol debido fundamentalmente al avance en la comercialización del alcohol y a la revolución industrial.

A nivel mundial el consumo de bebidas alcohólicas afecta las relaciones familiares ya que las personas víctimas de el alcoholismo proyectan agresión hacia las personas, entre ellas sus familiares.

El alcoholismo es una enfermedad crónica que daña el organismo, el funcionamiento familiar, físico y social, y puede ser causa de violencia conductas antisociales, desintegración familiar, accidentes, incluso de homicidio.

Por estas razones el alcoholismo es una enfermedad porque causa trastornos en el funcionamiento normal del organismo.

La ingestión inicial con finalidades religiosas dio paso a su consumo colectivo con fines festivos, en ocasiones muy especiales, y finalmente alcanzó mayor potencialidad dañina cuando su utilización dependió de la decisión personal; desde entonces se establecieron 2 grandes categorías de consumidores, representadas por quienes beben dentro de las normas sociales de responsabilidad y aquéllos que desgraciadamente no pueden lograr ese objetivo y se convierten en bebedores irresponsables.

Se ha realizado investigaciones sobre las causas que predisponen a una persona al hábito del alcoholismo, pero hoy esta prácticamente demostrados que no son factores hereditarios, sino adquiridos, los que producen ansias de consumir alcohol de manera excesiva. Cualquier persona puede ser victima de una relación anormal con el alcohol.

Entre las características que llevan a una persona al alcoholismo ocupa un lugar preferente, la sensación de soledad y aislamiento, problemas familiares y las dificultades económicas.

Las defunciones por accidentes relacionados con el alcohol (choques, atropellamientos y suicidios) ocupan los primeros lugares entre las causas de muerte en muchos países.

Prueba de estos se ve reflejado en la estadística que cada 28-30 minutos muere una persona por accidente de tránsito por el consumo de alcohol. Siendo las épocas de vacaciones, como por ejemplo las de Año Nuevo o Navidad, donde se produce la gran mayoría de los casos.

A continuación señalamos algunos motivos por la cual algunas personas consumen alcohol:

  • El 30% toma alcohol por adicción.
  • El 21% toma alcohol para ahogar penas.
  • El 19% toma alcohol por placer
  • El 15% toma alcohol para el estrés.
  • El 9% toma alcohol para una aceptación social.
  • El 6% toma alcohol por otras causas.

Se considera también un consumo excesivo diario, 40 gramos de alcohol en hombres, debido a su mayor tolerancia al alcohol, y 32 gramos de alcohol en mujeres. Un detalle que se puede mencionar también en la ingesta desmedida de alcohol son los patrones de personalidad de la personas adicta a tales sustancias.

Donde la prevención se puede iniciar modificando algunos hábitos y estilos de vida erróneos dentro de la familia, tanto en los padres como en los hijos: niños y adolescentes, adoptando costumbres sanas como afición a ejercitar algún deporte, comunicación diaria entre padres e hijos, tiempos definidos para la recreación, y sobre todo enseñar con el ejemplo.

Esta enfermedad se puede controlar, pero para ello es necesario el apoyo familiar y una asesoría médica continúa, que pueda permitir la administración de medicamentos y terapias que ayuden a alejarse del consumo del alcohol.

Debemos de tener entonces que el alcohol afecta a cada persona de diferentes maneras y además, el alcohol tiene también diferentes efectos sobre una misma persona de acuerdo al momento y el lugar en que se lo consuma.

Considerando que el alcoholismo es un problema en riesgo que afecta a un núcleo familiar que forma parte de una sociedad y que vemos como día a día está dañando a nuestro ego ya que causa consecuencias en nuestro diario vivir y afecta física, psicológica y emocionalmente nuestro organismo, donde tenemos que empezar a tomar conciencia sobre esta problemática.

 

1.2. OBJETIVOS GENERALES

  • Conocer la influencia del alcoholismo en el desarrollo de las relaciones dentro de las familias.

1.3. OBJETIVOS ESPECIFICOS

  • Enumerar los tipos de consumidores de bebidas alcohólicas.
  • Describir la reacción de los miembros de la familia hacia las personas alcohólicas.

1.4. DISEÑO METODOLOGICO.

Se realizo esta investigación en el área de calle 4 y central del barrio norte de la provincia de colón a través de un estudio de intervención comunitaria que incluye a pacientes con problema de alcoholismo en el centro de rehabilitación de alcohólicos anónimo costa de oro donde atienden a pacientes entre 20 a 50 años de edad que van a ser evaluados en el periodo del 2011.donde se va a evaluar las causas y efectos de la ingestión alcohólica a pesar de los problemas sociales.

1.4.1 Tipo De Estudio

Dada las características del entorno en el cual se desarrolla ese tema es preciso realizar una investigación que involucrara 4 tipos de estudios, se requiere comenzar con un estudio descriptivo para luego entrar a la explicativo profundizando en aquellas cantidades cuantitativas que permitan correlacionar los indicadores definidos por las variables y concluir con la medida del grado de cientificidad alcanzando, redactando las explicaciones transversales validas confiables y consistente acerca de los hechos estudiados.

Se considera descriptivo y explicativo por que determina y describe cuales son los valores de los ángulos del perfil facial de los pobladores de la comunidad según el análisis. Creando una base para futura investigaciones.

También se considera la correlacionar y transversal por el estudio que realizan en un momento determinado.

1.4.2 Población

Mi población se encuentra en el centro de rehabilitación de alcohólicos anónimos costa de oro ubicado en calle 4 y central del barrio norte de la provincia de colón.

1.4.3 Muestra

El número de sujetos que componen la muestra suele ser inferior que el de la población, pero suficiente para que la estimación de los parámetros determinados tenga un nivel de confianza adecuado. Para que el tamaño de la muestra sea idóneo es preciso recurrir a su cálculo.

En la calle 4 y central en el centro de rehabilitación de alcohólicos anónimos costa de oro cuenta con 35 miembros de los cuales voy a escoger 25 cuyas edades oscilaron entre los 20y 50 años pertenecientes a ambos sexo para realizar mi investigación.

1.4.4 Variables

Todo problema de investigación debe expresar una relación entre dos o más variables estas se identifican a través de los síntomas (variables dependientes y las causas variables independientes) esto significa que el planteamiento del problema se inicia con la identificación de los principales síntomas observados y que resultan importantes para la existencia del fenómeno estudiado.

1.4.5 Instrumento De Recolección De Datos

Es de opinión que Julia Lisette Villa (1997) defina que la importancia de destacar los métodos de recolección de datos, se puede definir como: al medio a través del cual el investigador se relaciona con los participantes para obtener la información necesaria que le permita lograr los objetivos de la investigación.

De modo que para recolectar la información hay que tener presente: Seleccionar un instrumento de medición el cual debe ser valido y confiable para poder aceptar los resultados. Aplicar dicho instrumento de medición organizar las mediciones obtenidas, para poder analizarlo

1.4.6 Fuentes De Recolección De Datos

Todos estos instrumentos se aplicarán en un momento en particular, con la finalidad de buscar información que será útil a una investigación en común.

A partir de la encuesta, entrevista, cuestionario y la observación servirá para la recolecta de la información necesaria para el objetivo de mi estudio. Podré saber quiénes son los interesados en participar del proyecto, saber ¿Cómo piensan? ¿Cómo opinan? Y también conocer un poco su estilo de vida.

De esta manera también se podría observar mejor la forma en que estas personas consumen alcohol, su característica, y las razones por la cual lo hacen.

CUADRO DE COBERTURA.

AREASVARIABLESINDICADORES
CARACTERISTICAS GENERALESSEXOEDADESTADO CIVIL

RELIGIÓN

LUGAR DE PROCEDENCIA

ETNIA

NACIONALIDAD

F__ M___AÑOS CUMPLIDOS____SOLTERO___ CASADO__

UNIDO___ VIUDO___

DIVORCIADO___

CATOLICO___

EVANGELICO____

OTROS_____

________________

________________

PANAMEÑO_____

EXTRANJERO___

EDUCACIÓNNIVEL DE ESCOLARIDADPRIMARIA COMPLETA___P/ INCOMPLETA____SECUNDARIA COMPLETA___

S/ INCOMPLETA____

UNIVERSIDAD___

OTROS_______

FAMILIATIPO DE FAMILIACARRACTERISTICA FAMILIARRELACION INTRAFAMILIAR

COMUNICACIÓN FAMILIAR

GRADO DE ACEPTACION DE AMIGOS Y FAMILIARES

NIVEL DE AUTOESTIMA

EXTENSA___COMPUESTA__NUCLEAR____

FUNCIONAL___

DISFUNCIONAL__

INADECUADA___

ADECUADA_____

BUENA ____

REGULAR____

MALA______

POCA______

ARMONIOSA____

MUCHA____

POCA____

REGULAR____

ALTA___

BAJA___

REGULAR____

VIVIENDAVIVIENDATIPO DE VIVIENDACONDICIONES DE LA VIVIENDATEDENCIA DE LA VIVIENDA

DISTRIBUCION DE LA VIVIENDA

SERVICIO CON QUE CUENTA LA VIVIENDA

EQUIPAMIENTO DE LA VIVIENDA

PARTICULAR_____PERMANENTE___IMPROVISADA___

APARTAMENTO__

CUARTO EN CASA DE VENCIDA_____

OTRO_______

BLOQUE_____

MADERA_____

ZINC_______

HIPOTECADA____

ALQUILADA______

PROPIA______

CEDIDA______

CONDENADA____

OTRA_______

SALA____

COCINA____

CUARTOS_____

COMEDOR____

BAÑO_____

TERRAZA____

OTRO______

LUZ____

AGUA____

TELEFONO____

OTRO_______

INTERNET____

TV CABLE_____

OTRO________

ECONOMÍAECONOMÍATRABAJACUANTO EN EL HOGAR TRABAJANRESPONSABLES DEL HOGAR

INGRESO

CANTIDAD

SI___ NO__UNO___ VARIOS__NINGUNO____

PADRE____ MADRE____

HIJOS____ OTROS____

SEMANAL____ QUINCENAL___

MENSUAL____

OTRO______

100-200__

201-300__

301-400___

400 Y MAS___

OTROS_____

 

2.1 MARCO TEORICO

La palabra alcohol es de origen árabe “Al” quiere decir “el” y “kohol” significa “sutil”. Al principio esta palabra era usada para describir un cosmético de polvos de antimonio que usaban las mujeres para pintarse los ojos. El kohol era elaborado en un proceso de disolución. Esta palabra fue usada para referirse a cualquier elemento refinado hasta su esencia.

El abuso del alcohol fue reconocido desde épocas anteriores como un problema social, es el hábito tóxico más extendido en el mundo. En el año 1849 el sueco Magnus Huss le puso el término de alcoholismo a esta toxicomanía (Stratton, 2009).

La primera definición del alcoholismo fue hecha por Jellinek, como todo uso de bebidas alcohólicas que cause daño de cualquier tipo al individuo, a la sociedad, o a los dos. Jellinek (1960), afirmaba que se puede llamar “alcoholismo” a todo uso de bebidas alcohólicas que causan un daño de cualquier tipo al individuo, a la sociedad o a los dos, advertía, como señalan otros autores, que esta noción de alcoholismo se centra exclusivamente en las consecuencias del alcoholismo.

Según el Profesor Dr. Alonso Fernández esta definición resulta demasiado ambigua y si se pretende darle una precisión mayor se convierte en la definición propia del estado de alcoholización y del uso indebido de alcohol.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) plantea: el alcoholismo es un trastorno conductual crónico manifestado por ingestas repetidas de alcohol, excesivas, respecto a las normas dietéticas y sociales de la comunidad y acaban interfiriendo la salud o las funciones económicas y sociales del bebedor.

El alcoholismo es una enfermedad progresiva, crónica y degenerativa; con síntomas que incluyen una fuerte necesidad de tomar a pesar de las consecuencias negativas.

El alcoholismo es una enfermedad con cuatro características principales:

  • Ansia: una fuerte necesidad de beber
  • Pérdida de control: incapacidad para dejar de beber una vez que se comenzó
  • Dependencia física: síntomas de abstinencia, tales como nauseas, sudoración o temblores después de dejar de beber
  • Tolerancia: la necesidad de beber cantidades de alcohol cada vez mayores para poder sentir el efecto.

El alcoholismo supone un serio riesgo para la salud que a menudo conlleva el riesgo de una muerte prematura. Beber en exceso puede aumentar el riesgo de padecer algunos cánceres. Eso puede causar daños en el hígado, el cerebro y otros órganos. Puede provocar defectos congénitos. Aumenta el riesgo de muerte por accidentes de tránsito y también otras lesiones, así como el riesgo de homicidios y suicidios (NLM, 2011).

El alcoholismo no está fijado por la cantidad ingerida en un periodo determinado: personas afectadas por esta enfermedad pueden seguir patrones muy diferentes de comportamiento, existiendo tanto alcohólicos que consumen a diario, como alcohólicos que beben semanalmente, mensualmente, o sin una periodicidad fija. Si bien el proceso degenerativo tiende a acortar los plazos entre cada ingesta (wikipedia, 2011).

Según Martínez (2008) el consumo excesivo y prolongado de esta sustancia va obligando al organismo a requerir cantidades crecientes para sentir los mismos efectos, a esto se le llama “tolerancia aumentada” y desencadena un mecanismo adaptativo del cuerpo hasta que llega a un límite en el que se invierte la supuesta resistencia y entonces “asimila menos”, por eso tolerar más alcohol es en sí un riesgo de alcoholización.

Las defunciones por accidentes relacionados con el alcohol (choques, atropellamientos y suicidios) ocupan los primeros lugares entre las causas de muerte en muchos países. Por ejemplo, en España se considera que el consumo de alcohol-etanol causa más de 100 mil muertes al año, entre intoxicaciones por borrachera y accidentes de tráfico.

A su vez, la Secretaría de Salud de México reporta que el abuso del alcohol se relaciona con el 70% de las muertes por accidentes de tránsito y es la principal causa de fallecimiento entre los 15 y 30 años de edad. Se estima que 27 mil mexicanos mueren cada año por accidentes de tránsito y la mayoría se debe a que se encontraban bajo los efectos del alcohol.

En Panamá, las cifras señalan que cerca de 280 mil personas tienen problemas relacionados con el alcohol. Datos provenientes del Ministerio de Salud reportan que el 50% de las personas que ingresan a los cuartos de urgencia por cualquier tipo de trauma están vinculadas al consumo de alcohol. En nuestro país no hay campañas contra el consumo de alcohol en adolescentes, ni una estadística que precise este problema, que de acuerdo con la Organización Mundial de la Salud es responsable de 2,3 millones de muertes cada año. Salvo la de algunas compañías como Global Brand y Cervecería Nacional para fin de año y carnavales.

Según explica el médico Miguel Cedeño Tello, psiquiatra y especialista en adicciones del Ministerio de Salud, el incremento del consumo de alcohol ha prevalecido durante la última década; los estudios indican que las personas que han consumido alguna vez alcohol en su vida fluctúa entre el 77% y el 80%, sobre todo en la ciudad de Panamá. Las causas, según Cedeño, son atribuibles a los patrones culturales de la población cuya vida gira alrededor del alcohol, que es considerado como un ‘‘facilitador social’’.

El alcoholismo, a diferencia del simple consumo excesivo o irresponsable de alcohol, ha sido considerado en el pasado un síntoma de estrés social o psicológico, o un comportamiento aprendido e inadaptado. El alcoholismo ha pasado a ser definido recientemente, y quizá de forma más acertada, como una enfermedad compleja en sí, con todas sus consecuencias. Se desarrolla a lo largo de años. Según alcohólicos Anónimos los primeros síntomas, muy sutiles, incluyen la preocupación por la disponibilidad de alcohol, lo que influye poderosamente en la elección por parte del enfermo de sus amistades o actividades. El alcohol se está considerando cada vez más como una droga que modifica el estado de ánimo, y menos como una parte de la alimentación, una costumbre social o un rito religioso.

El alcoholismo es una enfermedad tratable y la medicación ha llegado a estar disponible para prevenir las recaídas, pero la cura aun no ha sido encontrada. Ello significa que es posible sostener la abstinencia por un periodo largo de tiempo, con lo cual la salud del alcohólico mejora; sin embargo la recaída es un riesgo permanente (Cedro, 2011).

2.2 MARCO REFERENCIAL

Es el contenido y el alcance del estudio se describen mediante la exposición de los tópicos principales y secundarios, las ideas centrales y auxiliares, que se desarrollarán en el informe.

HISTORIA DE ALCOHÓLICOS ANÓNIMOS.

El centro de rehabilitación Alcohólicos anónimos Costa de Oro se inicio el 17 de enero del año 1971 el cual se encuentra ubicado en calle 4 y central del barrio norte de la provincia de colón..

El mensaje de alcohólicos llega a nuestro país como resultado de una actividad de información pública, en efecto después de la publicación en marzo de 1941, dos alcohólicos de la ciudad de México, recibieron información mundial A.A.

En 1945 se publicaron algunos artículos sobre A.A. en un periódico de Monterrey los cuales fueron elaborados por la Sra. Francisca G. Esta es la primera actividad de información pública, en la prensa de la que tiene memoria nuestro país.

VISION

  • Ser una asociación organizada al servicio de la comunidad alcohólica, para rescatarla de la enfermedad del alcoholismo y transmitirle los principios en que descansan los alcohólicos anónimos.

MISION

  • Mantener en estado de sobriedad a nuestros miembros A.A. y rescatar a hombres y mujeres que sufren la enfermedad del alcoholismo.

VALORES

  • Nuestros principios pueden resumirse en dos palabras: Amor y Servicio.
  • QUÉ ES ALCOHÓLICOS ANÓNIMOS

Alcohólicos anónimos como sociedad no gubernamental ayuda a las personas con problemas de alcoholismo a superarlos a través de sesiones de terapia, estas son de tiempo variables y tratan diversos temas.

Es una agrupación de hombres y mujeres que comparten su mutua experiencia, fortaleza y esperanza para resolver su problema común y ayudar a otros a recuperarse del alcoholismo.

El único requisito para ser miembro de A.A. es el deseo de dejar la bebida, para ser miembro no se pagan honorarios ni cuotas; nos mantenemos con nuestras propias contribuciones, A.A. no está afiliada a ninguna secta, religión, partido político, organización o institución alguna, no respalda ni se opone a ninguna causa. Nuestro objetivo primordial es mantenernos sobrios y ayudar a otros alcohólicos a alcanzar el estado de sobriedad.

  • QUIÉNES SOMOS

Somos un grupo de hombres y mujeres que hemos descubierto y admitido que no podemos controlar el alcohol; que hemos aprendido a vivir sin él. Queremos evitar el desastre para nosotros y para aquellos que nos rodean.

Entre nosotros algunos bebieron durante muchos años antes de llegar a darse cuenta de que no podían controlar el alcohol; otros tuvieron la fortuna suficiente de apreciar, a temprana edad o sin avanzar mucho en sus carreras de bebedores, que el alcohol se había vuelto incontrolable.

 

UNA MIRADA AL ALCOHOLISMO COMO PROBLEMA SOCIAL.

3.1 ANTECEDENTES HISTÓRICOS DE ALCHOLISMO

Desde tiempos muy remotos el hombre aprendió a fermentar granos y jugos para obtener una sustancia que le provocaba un estado especial. Este estado varía en las diferentes personas de acuerdo a la cantidad ingerida y de acuerdo a las motivaciones de su injerencia. Nos referimos al estado de intoxicación alcohólica.

Existen reportes escritos del uso de cerveza, vinos y otras bebidas alcohólicas que datan desde 3000 años antes de Cristo. Pero el proceso de destilación aplicado a las bebidas fermentadas se remonta alrededor del año 800 después de Cristo. Este proceso ha permitido la preparación de licores altamente potentes que se consumen actualmente. La influencia del alcohol en la sociedad ha tenido gran peso como factor problemático en la conformación y funcionamiento de la familia, individuo y por ende de la sociedad. La influencia del alcohol se ha visto reflejada en las diferentes esferas de la historia de la sociedad desde tiempos muy remotos.

“El consumo del alcohol, ha sido reconocido como un factor de integración social y favorecedor de la convivencia”. Esto es, el alcohol es una de las bebidas embriagantes, consumidas con moderación y en los contextos permitidos, reduce la tensión, y provoca sensaciones de bienestar. Los bebedores “normales” disfrutan de las bebidas por esos efectos placenteros y aprecian diferentes calidades de bebidas. Desafortunadamente, proporciones variables de individuos en la población presentan problemas en su salud y en sus relaciones interpersonales a causa del consumo inmoderado de alcohol.

3.1.1 Definición Del Alcoholismo

El alcoholismo consiste en un consumo excesivo de alcohol de forma prolongada con dependencia del mismo. Es una enfermedad crónica producida por el consumo incontrolado de bebidas alcohólicas, lo cual interfiere en la salud física, mental, social y/o familiar así como en las responsabilidades laborales.

También es una enfermedad progresiva y a menudo mortal que Se caracteriza por una dependencia emocional y a veces orgánica del alcohol. Es producida por la ingestión excesiva de alcohol etílico, bien en forma de bebidas alcohólicas o como constituyente de otras sustancias. El alcoholismo es la ingestión diaria de alcohol superior a 50 gramos en la mujer y 70 gramos en el hombre (una copa de licor o un combinado tiene aproximadamente 40 gramos de alcohol, un cuarto de litro de vino 30 gramos y un cuarto de litro de cerveza 15 gramos). El alcoholismo parece ser producido por la combinación de diversos factores fisiológicos, psicológicos y genéticos.

Es un trastorno primario y no un síntoma de otras enfermedades o problemas emocionales. La química del alcohol afecta al sistema nervioso central. En el cerebro, el alcohol interactúa con centros responsables del placer y otras sensaciones deseables; después de la exposición prolongada al alcohol, el cerebro se adapta a los cambios producidos por el alcohol y se vuelve dependiente a ellos.

Una persona que sufre de alcoholismo no puede mantener su forma de beber bajo control, aunque le haga daño a su salud, a su empleo, a su mente y familia. El alcohólico se caracteriza por depender del alcohol, tanto física como psíquicamente, y la incapacidad de detenerse o abstenerse. La falta de la bebida provoca síntomas de abstinencia.

3.1.2 Diferencia Entre Alcohólico E Individuo Que Se Embriaga

Es importante diferenciar entre una intoxicación aguda y el alcoholismo como dependencia del alcohol. Un período aislado de embriaguez no hace a un sujeto alcohólico.

Ordinariamente, el consumidor fuerte de alcohol “aguanta más” (tolera) que la persona que no acostumbra a beber. En ésta aparecerá más rápida y fácilmente la borrachera. Pero también se da el caso de alcohólicos en grados avanzados que con una cantidad reducida de alcohol manifiestan signos de embriaguez.

3.1.3 La “Cura” Del Alcoholismo

El alcohólico es un individuo que padece de una enfermedad para la cual no se conoce curación alguna -es decir, ninguna curación que les haga posible beber con moderación por un largo período de tiempo, como puede una persona no alcohólica. Debido a que es una enfermedad -una compulsión física más una obsesión mental por la bebida- el alcohólico tiene que aprender a mantenerse completamente alejado del alcohol para poder llevar una vida normal.

3.1.4 Problemas Familiares Que Pueden Hacer Que Una Persona Se Transforme En Alcohólico.

  • Culpabilidad
  • Vergüenza
  • Rencor
  • Inseguridad
  • Delincuencia
  • Problemas económicos
  • Maltrato físico
  • Taquicardia
  • Hábito alcohólico
  • Somnolencia.

3.1.5 Efectos Del Alcoholismo

Podemos considerar que existen dos tipos de intoxicación debido al consumo

De alcohol cada una con características diferentes:

  • Intoxicación Aguda:

Es la ocasionada por la ingestión masiva de alcohol. La absorción de este alcohol por el organismo está determinada por :

  • La graduación: concentración de alcohol en la bebida.
  • La composición química de las bebidas: puede favorecer la absorción del alcohol.
  • La presencia de comida en el estomago.
  • El peso del sujeto: menos peso, más absorción.
  • El sexo: las mujeres son más sensibles.
  • La habituación: estados avanzados de alcoholismo reducen la tolerancia al alcohol.
  • Intoxicación Crónica:

Provocada por intoxicaciones agudas repetidas o excesivas y continuadas consumo de alcohol. La enfermedad dependerá del hábito de beber de cada individuo.

El beber consistentemente y en forma sostenida puede con el transcurso del tiempo causar síntomas de supresión durante los períodos de no tomar y un sentido de dependencia, pero esta dependencia física no es la única causa del alcoholismo. Estudios sobre las personas con enfermedades crónicas quiénes han tomado medicamentos para el dolor durante mucho tiempo han encontrado que una vez que estas personas resisten el proceso de retiro físico, a menudo pierden todo deseo para los medicamentos que habían estado tomando. Para desarrollar alcoholismo, otros factores generalmente juegan un rol, incluyendo la biología y la genética, la cultura y la psicología.

  • Química cerebral.

El deseo para el alcohol durante la abstinencia, el dolor de la supresión y la tasa alta de recaídas se deben a la adaptación y dependencia del cerebro a los cambios en su química causados por el uso de largo plazo del alcohol. El alcohol actúa como un depresivo en el sistema nervioso central y causa relajación y euforia. En el cerebro, un grupo pequeño de mensajeros químicos, conocidos como neurotransmisores, es responsable de los cambios en el comportamiento después de beber alcohol. De interés especial para los investigadores son el neurotransmisor ácido aminobutérico gamma la dopamina y la serotonina.

  • Factores genéticos.

En las personas con alcoholismo severo, los investigadores han ubicado un gen que afecta la función de una estructura de nervio-célula conocida como receptor de dopamina D2 (DRD2), el cual, a su vez, influye la actividad de dopamina. Este gen también se encuentra en las personas con el trastorno de déficit de atención, quienes tienen un mayor riesgo para el alcoholismo, y es también presente en las personas con el síndrome de autismo. La asociación de este gen con estos problemas neurológicos conduce a algunos expertos a creer que el gen receptor de dopamina D2 no es una causa primaria del alcoholismo, pero que las personas con este gen tienen mayor probabilidad de beber para tratar los síntomas psicológicos y conductuales de sus trastornos neurológicos. Además, un estudio principal no encontró alguna conexión en lo absoluto entre el gen DRD2 y el alcoholismo. Se necesita más trabajo en esta área.

  • Depresión y ansiedad.

Algunas personas beben para aliviar la ansiedad o la depresión, y teorías se han propuesto sobre el hecho de que una tendencia hereditaria para la depresión o la ansiedad puede hacer a personas más propensas al alcoholismo. Estudios han indicado, sin embargo, que cuando los niños de padres alcohólicos son criados por padres no alcohólicos, sus riesgos para el alcoholismo permanecen altos pero oportunidades para la depresión o la ansiedad no son mayores que las de la población general. En efecto, la ansiedad y la depresión mismas son causadas por el alcoholismo y pueden ser reducidas después de la supresión del alcohol. La depresión y la ansiedad también pueden desempeñar una función principal en el desarrollo de alcoholismo en los ancianos y en otros quienes son sujetos a cambios de vida no deseados, como la jubilación, la pérdida de un cónyuge o amigo(a) y los problemas médicos.

  • Efectos Físicos

El alcohol no está expuesto a ningún proceso de digestión por lo que en su mayoría pasa primero al intestino delgado para después ser absorbido por el torrente sanguíneo. Sólo una pequeña parte llega directamente a la sangre a través de las paredes estomacales. En la sangre el alcohol es metabolizado (descompuesto para ser eliminado o aprovechado por el organismo) mediante el proceso de oxidación. Es decir, se fusiona con el oxígeno y se descompone de modo que sus elementos básicos abandonan el cuerpo de forma de bióxido de carbono y agua. El primer lugar de oxidación es el hígado, el cual descompone aproximadamente el 50% del alcohol ingerido en una hora. El resto permanece en el torrente sanguíneo hasta ser eliminado lentamente.

  • Efectos Psicológicos

El alcohol afecta en primer lugar al Sistema Nervioso Central y su injerencia excesiva y prolongada puede provocar daño cerebral. Popularmente se cree que el alcohol incrementa la excitación, pero en realidad deprime muchos centros cerebrales. La sensación de excitación se debe precisamente a que al deprimirse algunos centros cerebrales se reducen las tensiones y las inhibiciones y la persona experimenta sensaciones expandidas de sociabilidad o euforia. Por eso se dice, que el alcohol “anestesia la censura interna”. Sin embargo, si la concentración de alcohol excede ciertos niveles en la sangre interfiere con los procesos mentales superiores de modo que la percepción visual es distorsionada, la coordinación motora, el balance, el lenguaje y la visión sufren también fuertes deterioros. Fuertes cantidades de alcohol reducen el dolor y molestias corporales e inducen al sueño. Pero su uso continuo irrita las paredes estomacales llegando incluso a desarrollarse úlceras. Adicionalmente tiende a acumularse grasa en el hígado, interfiriendo con su funcionamiento. En alcohólicos crónicos se provocan graves trastornos cerebrales, hepáticos (cirrosis) y cardiovasculares (aumenta la presión sanguínea y con ello el riesgo de un infarto). Incluso, está demostrado que el alcohol incrementa el nivel de los triglicéridos (grasa no saturada o vegetal en las arterias) y con ello también el riesgo de un infarto. Finalmente, como es ampliamente conocido, el alcohol provoca adicción física y dependencia psicológica.

¿Qué daños provoca el alcohol en el organismo? En un momento dado depender de su concentración en la sangre que a su vez es determinada por los siguientes factores: cantidad ingerida en un periodo de tiempo, presencia o ausencia de alimentos en el estómago que retengan el alcohol y reduzcan su tasa de absorción, peso corporal, y eficiencia del hígado de la persona que lo ingiere.

3.1.6 Concentración Del Alcohol En La Sangre

El alcohol es una substancia depresiva que disminuye el funcionamiento del sistema nervioso. Éste comienza a afectar al cuerpo rápidamente.

El alcohol entra al torrente sanguíneo desde:

  • el estómago, en donde se absorbe una cantidad pequeña.
  • el intestino delgado, donde se absorbe la mayoría del alcohol.

La sangre transporta el alcohol a todo el cuerpo.

En el hígado El alcohol se convierte en agua, dióxido de carbono y energía, a la razón de ½ onza de alcohol puro por hora.

En el cerebro El proceso de razonamiento se disminuye conforme el alcohol afecta a las neuronas. Entre más alta sea la concentración del alcohol, mayor será el número de neuronas afectadas.

Los efectos duran hasta que TODO el alcohol ha sido procesado. Esto tarda aproximadamente una hora y media por 12 onzas de cerveza, 5 onzas de vino o 1 cóctel en una persona de 75 Kg.

3.1.7 Consecuencias Del Alcoholismo

Cerca de 200,000 defunciones al año pueden ser completamente o parcialmente atribuidas al beber. El alcoholismo puede matar en muchas maneras diferentes. En total, reduce la esperanza de vida por 10 a 12 años. Entre más temprano una persona empieza a beber gran cantidades de alcohol en gran medida, mayores serán sus perspectivas de desarrollar enfermedades graves más adelante.

  • Trastornos mentales y neurológicos. El uso habitual del alcohol deprime el sistema nervioso central, produciendo depresión clínica, confusión y, en los casos graves, psicosis y trastornos mentales.
  • El tabaquismo. Un estudio reciente concluye que alcohólicos que fuman se enfrentan con un riesgo mayor del tabaco que del alcohol. El tabaquismo es 2 a 3 veces tan prevalente entre las personas que abusan sustancias que la población general; se cree que alcohólicos constituyen una cuarta parte de todos los fumadores. Más alcohólicos mueren de enfermedades relacionadas con el tabaco, como la cardiopatía o el cáncer, que de la enfermedad hepática crónica, la cirrosis, u otras enfermedades relacionadas con el beber excesivamente.
  • La diabetes. El alcohol puede causar hipoglucemia, una disminución en el azúcar sanguíneo, que es especialmente peligrosa para las personas con diabetes que están tomando insulina. Las personas que están intoxicadas quizás no puedan reconocer los síntomas de la hipoglucemia, una enfermedad particularmente peligrosa.
  • Interacciones de medicamentos. Los efectos de muchos medicamentos son fortalecidos por el alcohol, mientras que otros son inhibidos. De importancia especial es su efecto de refuerzo sobre los medicamentos que también deprimen el sistema nervioso central, incluyendo medicamentos de anti ansiedad, sedativos, antidepresivos y anti conceptivos. El alcohol interactúa con muchos medicamentos usados por diabéticos.
  • Problemas para las personas mayores. Conforme envejecen las personas el cuerpo metaboliza el alcohol de manera diferente. Toma menos bebidas para intoxicarse, y los órganos pueden ser dañados por cantidades más pequeñas de alcohol. En un estudio de personas con cirrosis alcohólica, la tasa de mortalidad para las personas mayores de 60 años de edad fue 50% comparado con sólo 7% para los jóvenes. Además, hasta una mitad de los 100 medicamentos más prescritos para las personas mayores reacciona negativamente con el alcohol. Los médicos pueden pasar por alto el alcoholismo al evaluar a los pacientes ancianos, atribuyendo equivocadamente los signos del abuso de alcohol a los efectos normales del proceso de envejecimiento.
  • Consecuencias En Niños De Padres Alcohólicos

Alrededor de 7 millones de niños americanos tienen padres alcohólicos.

Los psiquiatras de niños y adolescentes saben que estos niños tienen un riesgo mayor para desarrollar problemas emocionales que los hijos(as) de padres que no son alcohólicos. El alcoholismo corre en familias, y los niños de padres alcohólicos tienen cuatro veces mayor probabilidad de ser alcohólicos que otros niños.

Un niño de este tipo de familia puede tener varios problemas:

  • Sentimientos de culpa: El niño(a) puede sentirse que es el causante del uso de alcohol por parte de su padre o madre.
  • Angustia o ansiedad: Puede sentirse continuamente preocupado por la situación del hogar. Puede temer que el padre (madre) alcohólico(a) se enferme, se lesione o surjan peleas o violencia entre sus padre.
  • Vergüenza: Los padres pueden dar el mensaje de que hay un secreto terrible en el hogar. Un niño(a) avergonzado(a) no invita a sus amigos a la casa y teme pedir ayuda a alguien.
  • Incapacidad para mantener relaciones interpersonales: Debido a su decepción por el alcoholismo de su padre (madre) muchas veces desconfía de los demás.
  • Confusión: Muchas veces la conducta del padres (madre) Alcohólica cambia repentinamente de cariñoso a irritable, independientemente de la conducta del niño(a). La rutina familiar diaria, tan importante para organizar su vida, queda alterada al cambiar constantemente los horarios de sueño, comida y otras actividades
  • Enojo: El niño puede sentir enojo contra el padre (madre) bebedor y molestia con el progenitor no alcohólico por no prestarle apoyo y protección
  • Depresión: El niño se siente solo y desesperado en su empeño por cambiar la situación.
  • Consecuencias Del Alcoholismo En La Juventud

Una de las peores plagas que ha azotado a la humanidad es el uso excesivo del alcohol. ¡Cuántas familias han sido destruidas y deshechas por el licor! Profesionales con un futuro maravilloso han desperdiciado su vida por el alcoholismo. Muchos jóvenes también están desgraciando su vida por efectos de beber alcohol desenfrenadamente. En la calle se pueden ver muchas personas cuyas vidas han sido arruinadas por su adicción al licor. El problema es terrible. Ustedes seguramente conocen a alguien con este tipo de problema, porque en casi todas las familias, desgraciadamente, hay alguien con problema de alcoholismo. En las familias donde existe un alcohólico, sea el papá, la mamá o un hijo, se sufre y se derraman muchas lágrimas.

Duele mucho que el alcohol, que puede decirse que es la peor droga, se promueva tanto en los medios de comunicación social y que se estimule tanto a las personas para que tomen licor. También es lamentable que en cualquier ocasión se utilice el licor: cuando se pone la primera piedra de un edificio, cuando se bautiza a un niño, cuando alguien se casa y aún cuando alguien muere. Cualquier circunstancia se aprovecha para servir licor. Hay que tener mucho cuidado con el alcohol, porque es una droga terrible e impresionante que está envenenando a muchísima gente. Cuando se hace la autopsia a un alcohólico, los médicos se asombran de lo que encuentran, sobre todo en el hígado y el cerebro. El consumo desenfrenado de alcohol, en cualquiera de sus formas, tiene efectos devastadores en el organismo y perjudica también la personalidad del alcohólico.

  • Consecuencias Del Alcohol En El Trabajo

Los estragos causados por el alcohol en el medio laboral no son siempre aparentes a simple vista. El alcohólico es con frecuencia un enfermo oculto y ocultado.

Sus trastornos de Comportamiento serios no suelen ser atribuidos al alcohol Hasta hace poco se le han aplicado en la industria medidas disciplinarias. Esta actitud deriva de un conocimiento erróneo e incompleto del problema.

  • Los costes del alcoholismo

El alcoholismo es una enfermedad progresiva que puede avanzar camuflada durante 10 ó 15 años. Es fácil de reconocer en estados avanzados, es bastante más difícil de ser detectada en estados intermedios. Muchos individuos llegan al trabajo la mañana después de la noche anterior. Para ponerse eufóricos tienen que tomar un trago antes de salir de casa, que solo dura hasta llegar al trabajo.

Toda la jornada está sufriendo con síntomas de abstinencia, sólo hace el trabajo de rutina y aún se camufla todo lo que puede. Tiene el espíritu lejos de su función y está en constante peligro de accidente. Le asaltan remordimientos, está nervioso y angustiado, listo para explotar en cualquier momento a la más pequeña contrariedad.

Causa malos entendidos con su actitud y mina la moral de sus compañeros.

3.1.8 Consumo Del Alcohol En Adolescentes Y Jóvenes.

El consumo de alcohol es un hábito, forma parte de los llamados estilos de vida, estando ampliamente extendido y culturalmente aceptado en la mayoría de los países occidentales. Por tanto, no es solo un comportamiento individual, sino que se encuentra fuertemente influenciado por normas sociales y por el contexto socioeconómico y cultural en el que vivimos. Cambios en estos contextos se acompañan de cambios en el uso / abuso de alcohol.

Uno de esos cambios está siendo la incorporación generalizada de los adolescentes y jóvenes al consumo de alcohol. El consumo juvenil del alcohol presenta hoy unas características propias que han generado una “cultura del consumo de alcohol” diferenciada del consumo tradicional.

Progresivamente se va consolidando un patrón juvenil de consumo de alcohol, caracterizado por ser en el fin de semana y por su papel fundamental como articulador del ocio y de las relaciones sociales de los adolescentes y jóvenes. El problema, por tanto, no es que beban sino que sus formas de beber no es adecuada.

  • El Adolescente

Los comportamientos de los adolescentes hay que leerlos en clave adolescente. Teniendo en cuenta el momento evolutivo en el que están. El ensayo de identidades, la necesidad de vivir su libertad fuera de la familia, el predominio del grupo sobre su individualidad, la dependencia, sus fantasías sobre el consumo de sustancias, la búsqueda de sensaciones y de placer. Toda forma parte de su proceso de convertirse en persona.

En última instancia el deseo de transgredir lo establecido. Por eso mejor en la calle que en el bar; mejor en la noche que en el día; en botella/garrafa, no en vaso y combinados que se preparan ellos, más que bebidas estándar. Para los adolescentes beber tiene que ver con la disidencia, la emancipación y la afirmación de su identidad.

  • Alcoholismo En Los Adolescentes

El consumo de bebidas alcohólicas ha sido siempre fuente de graves problemas, pero en la época actual sus efectos negativos se han agravado por circunstancias nuevas. Una de ellas es que las bebidas alcohólicas se han popularizado rápidamente entre los adolescentes y cada vez son más jóvenes las personas que beben. Las causas que llevan a consumir alcohol a la juventud son múltiples y variadas.

Para algunos, significa el falso atractivo de entrar en el mundo de los adultos y romper con las pautas que marcan el universo de la niñez. Para muchos más, en cambio, no hay verdadera diversión sin alcohol de por medio, y ello porque el alcohol, aun consumido en pequeñas cantidades, estimula la corteza cerebral y vuelve a las personas más desenfadadas y ocurrentes. El problema es que tras esos primeros efectos de euforia aparece una pérdida de autocontrol y las personas asumen conductas que sin el catalizador etílico no serían capaces de adoptar.

Las cifras del consumo juvenil comienzan a ser preocupantes por su progresivo asentamiento y, sobre todo, por las pocas barreras capaces de contrarrestar su incidencia. El alcohol representa una droga “lícita” con la cual se inician los jóvenes en el vicio adictivo porque es barato, accesible y socialmente aceptado. El exceso en el consumo de alcohol suele ser el primer paso antes de probar la marihuana o la cocaína. El alcohol es, en muchos casos, el camino a la droga y muchísimos jóvenes han comenzado a transitarlo.

3.1.9 Influencia de La Sociedad

Las bebidas alcohólicas suelen aparecer asociadas con el éxito social, en los negocios o en el deporte. Los momentos más románticos se acompañan con vino o champagne. La cerveza patrocina al seleccionado nacional de fútbol Y la lista podría seguir indefinidamente.

Muchas cosas generan que el adolescente beba, entre ellas la presión de los grupos de adolescentes. A menudo, el consumo de alcohol es exaltado como un reto que convierte el abuso en un falso valor. Hay, además, una cultura que favorece el consumo del alcohol.

Más lejos del modelo tradicional y tienen que ver con sus estilos de vida y su manera de divertirse, con su manera de estar y de proyectarse en el mundo.

3.1.10 Causas Que Propician El Alcoholismo.

Las principales causas que propician el alcoholismo son; las costumbres familiares, las presiones personales y sociales, y la publicidad exagerada e insinuante.

La religión es un factor importante, por ejemplo: las iglesias católicas no cristianas prohíben el consumo inmoderado, en cambio el catolicismo en este sentido es más permisivo. Pero en los jóvenes principalmente lo que causa el tomar, son los amigos; pues existe mucha tensión cuando deseas que tus amigos te acepten, pero no es algo que deseas realmente.

Todos los adolescentes toman por las siguientes razones:

Para sentirse que están haciendo lo mismo que sus compañeros y sentirse aceptados por ellos.

Por tratar de escapar de los problemas familiares muchas veces, en lugar de enfrentar los problemas buscan una salida fácil en el alcohol. otros adolescentes toman para sentirse bien y divertirse.

3.1.11 Cuándo Se Debe Someter A Tratamiento Un Alcohólico

Mientras más pronto, mejor. Desgraciadamente, la mayor parte de los alcohólicos se espera hasta la fase crítica o la fase terminal para aceptar un tratamiento. Lamentablemente, muchos de ellos ya tienen complicaciones médicas, familiares o sociales que les impiden una rehabilitación total. Mientras más pronto se rehabilite un alcohólico, más posibilidades de recuperación tendrá.

El lugar donde el alcohólico debe tratarse dependerá de la evolución de su enfermedad, de las complicaciones médicas o psiquiátricas que presente y de la disposición que tenga hacia el tratamiento. En muchos casos deberá internarse en un hospital general para desintoxicación o tratamiento de alguna complicación médica.

En casos de presentar alguna psicosis alcohólica (cuadro de locura por intoxicación o supresión), el hospital psiquiátrico será el lugar adecuado. Una vez que el alcohólico haya superado sus complicaciones físicas y mentales, el lugar ideal será el centro de rehabilitación de alcohólicos, donde deberá estar un cierto tiempo (de cuatro a ocho semanas) para que conozca su enfermedad, se motive a la abstinencia y conozca las áreas neuróticas que giran alrededor de su alcoholismo.

Posteriormente deberá continuar su tratamiento (post-tratamiento) en un programa psicoterapéutico externo y en un Grupo de Autoayuda (AA).

El tratamiento primario comienza con el reconocimiento del alcoholismo como un problema que necesita atención específica. Se están desarrollando rápidamente residencias especializadas para su tratamiento y unidades específicas en los hospitales generales y psiquiátricos.

Además de resolver las complicaciones orgánicas y los cuadros de abstinencia, el tratamiento pasa por los consejos y entrevistas individualizados y por las técnicas de terapia de grupo encaminadas a conseguir una abstinencia no forzada de alcohol y otras drogas.

  • El Alcohólico Y Su Aproximación Al Alcohol Después Del Tratamiento

Ningún alcohólico ha vuelto a dejar de serlo. El solo hecho de haberse abstenido del alcohol durante varios meses o años, nunca ha sido suficiente para que un alcohólico pueda beber socialmente. Una vez que el individuo ha traspasado la frontera entre beber mucho y beber irresponsablemente, no puede volver atrás.

El alcohólico nunca será capaz de controlar el alcohol durante un período de tiempo apreciable. Eso deja abiertos dos caminos: dejar que la enfermedad siga empeorando progresivamente, con todas sus terribles consecuencias, o abstenerse totalmente del alcohol y desarrollar una nueva manera de vivir constructivamente.

3.1.12 En Que Momento La Persona Se Convierte En Alcohólico.

El alcoholismo evoluciona de una manera lenta y progresiva, por lo que no es muy preciso el momento en que el bebedor se convierte en alcohólico. El bebedor va pasando por ciertas etapas antes de llegar al alcoholismo. Al inicio sólo bebe en forma ocasional, después empieza a beber habitualmente (aquí desarrolla un hábito), más tarde empieza a consumir alcohol en forma excesiva y se convierte en un bebedor excesivo.

El bebedor excesivo ya ha desarrollado una dependencia psíquica hacia el alcohol. Cuando aparece en el bebedor excesivo la dependencia física es cuando se convierte en alcohólico. Los dos parámetros médicos que se consideran para saber si una persona ya desarrolló dependencia física son la tolerancia y el Síndrome de Supresión.

  • Tolerancia.

La tolerancia es una adaptación biológica del organismo al alcohol, por la cual el bebedor necesita mayor cantidad para obtener los mismos efectos que antes obtenía con menor cantidad.

Conforme el individuo va bebiendo más y más, su organismo se va acostumbrando al alcohol y, como consecuencia, aguanta más sin emborracharse. Este es un punto muy peligroso, pues la gente cree que ya “aprendió” a beber. Como consecuencia de esto, el bebedor se confía y cada vez bebe en mayor cantidad, con mayor velocidad y con mayor frecuencia.

Su organismo continúa adaptándose biológicamente al alcohol, hasta que se desarrolla una franca tolerancia que lo hace cruzar la frontera entre el bebedor excesivo y el alcohólico. No olvidar que una vez que se cruza la frontera ya no hay boleto de regreso, es decir, la enfermedad se torna irreversible (incurable).

  • Supresión.

Supresión es el conjunto de síntomas físicos y psíquicos que presenta un bebedor cuando bajan sus niveles de alcohol en la sangre.

Cuando una persona ha bebido excesivamente durante varias horas o incluso días, el alcohol alcanza concentraciones muy altas en la sangre, lo que da lugar a una adaptación biológica del organismo al alcohol.

Cuando la persona deja de beber, los niveles de alcohol en la sangre empiezan a bajar. Como el organismo ya está adaptado al alcohol, al bajar los niveles sanguíneos se produce una reacción de desadaptación con la presencia de varios síntomas muy molestos.

El organismo “protesta” cuando los niveles de alcohol bajan y se presentan esas molestias. Los síntomas más frecuentes del Síndrome de Supresión son el temblor, la sudoración, la angustia, miedos inmotivados, trastornos del sueño como insomnio y pesadillas, calambres, escalofríos y malestar gástrico.

La forma inicial como se presenta el Síndrome de Supresión. Cuando el bebedor necesita ingerir más alcohol para aliviar las molestias de la “cruda” (beber por la mañana al día siguiente de una borrachera) se considera que ya ha cruzado la frontera hacia el alcoholismo, puesto que ése se considera el signo más visible del desarrollo de una dependencia física al alcohol.

  • Quién Se Vuelve Alcohólico

El alcoholismo es una enfermedad que no respeta sexo, edad, condición social.

Las personas con antecedentes familiares de alcoholismo tienen mayor probabilidad de empezar a beber antes de la edad de 19 años y de volverse alcohólicas.

Pero cualquier persona que empieza a beber en la adolescencia esta en mayor riesgo. Ya que la posibilidad de que consuma droga para tener emociones más fuertes son muy altas.

La mayoría de las personas que han tenido problemas con el alcohol son hombres pero la incidencia del alcoholismo en las mujeres ha estado aumentando durante los últimos 30 años. El riego general para desarrollar alcoholismo es un 3 % a un 5 % para los hombres y un 1 % para las mujeres.

El riego para los hijos de padres alcohólicos es un 25%. El enlace familiar es más débil para las mujeres. Pero los factores genéticos contribuyen a esta enfermedad en ambos géneros.

3.1.13 Cinco Mitos Sobre El Alcohol

1. LAS PERSONAS QUE SOLO BEBEN CERVEZA NO PUEDEN LLEGAR A SER ALCOHOLICAS.

La cerveza, al igual que el vino y los licores o bebidas destiladas (como pisco, tequila, ron, etc.) aunque en menor grado, también contiene alcohol. Esto significa que consumirla abusivamente tiene consecuencias negativas y produce daño.

2. BEBER ALCOHOL SOLO LOS FINES DE SEMANA NO PROVOCA DAÑO.

El daño que provoca el alcohol depende principalmente de la cantidad que se ingiera o del llamado “patrón de consumo”, es decir, la forma en que se hace. No es lo mismo que un adulto sano consuma un par de copas un fin de semana, que un/a joven beba en las fiestas hasta embriagarse. Si se consume a esta edad, todos los fines de semana, en grandes cantidades, se estará en mayor riesgo de hacerlo un hábito, provocando daño a sus órganos, como el hígado, el cerebro.

3. EL CONSUMO DE OTRAS DROGAS ES UN PROBLEMA MAYOR .

El consumo de alcohol: Como en nuestra cultura el alcohol es una droga legal, se ha tendido a minimizar las consecuencias negativas de su consumo.

Las consecuencias derivadas del consumo abusivo de alcohol son múltiples:

Violencia intrafamiliar, accidentes de tránsito, accidentes laborales, ausentismo laboral, abusos sexuales, entre otros. El costo para el país derivado del consumo excesivo de alcohol es de 1.800 millones de dólares al año, aproximadamente.

4. AL ALCOHOL DAÑA POR IGUAL A LOS HOMBRES Y MUJERES.

La mujer tiene, en general, menor peso que el hombre y, en consecuencia, el tamaño proporcional de sus órganos es más pequeño. Por lo tanto puede generar más rápidamente deterioro de sus funciones con menores cantidades de alcohol y llegar al alcoholismo más aceleradamente que el hombre. También los efectos del alcohol son diferentes para los niños y jóvenes, provocando más daño que a los adultos, pues están en proceso de crecimiento y desarrollo y sus órganos (cerebro, hígado, páncreas) son muy vulnerables al efecto del alcohol.

5. EL ALCOHOLISMO ES UNA ENFERMEDAD DE GENTE ADULTA .

El alcoholismo es la dependencia al alcohol. La dependencia se ha descrito como el impulso descontrolado por consumir una sustancia, en este caso el alcohol, en forma continua o periódica, a fin de experimentar sus efectos y evitar el malestar producido por la privación. Junto a la dependencia se da el fenómeno de la tolerancia, que es la necesidad de consumir cada vez mayores cantidades de alcohol para lograr los efectos inicialmente esperados. Si el consumo de alcohol se inicia a edades tempranas, la curva de la tolerancia se desarrolla con mayor rapidez y, por lo tanto, la dependencia aparece muy precozmente. Es decir, el alcoholismo está más relacionado con la cantidad de alcohol que se ha consumido y con el tiempo de consumo, que con la edad.

3.1.14 Por Que Se Sufren Recaídas Ante El Alcoholismo

Entre 80% y 90% de las personas tratadas para el alcoholismo sufren recaídas -incluso después de años de abstinencia. Los pacientes deben entender que las recaídas del alcoholismo son análogas a las erupciones recurrentes de las enfermedades físicas crónicas. Un estudio encontró que tres factores colocaban a una persona en alto riesgo para una recaída: la frustración y la ira, la presión social y la tentación interna. El tratamiento para las recaídas, sin embargo, no siempre requiere comenzar desde el nada (partir de cero) con desintoxicación o la admisión a un ambiente de hospitalización; a menudo, la abstinencia puede empezar el próximo día. Perdonándose a si mismo(a) y la persistencia son rasgos esenciales para la recuperación permanente.

  • Estrés mental y emocional.

El alcohol bloquea el dolor emocional y a menudo se percibe como un amigo fiel cuando las relaciones humanas fracasan; también se asocia con la libertad y una pérdida de inhibición que compensa las rutinas diarias. Cuando la persona alcohólica trata de dejar de beber, el cerebro busca restaurar lo que percibe como su propio equilibrio. Las mejores armas del cerebro contra la abstinencia son la depresión y la ansiedad (los equivalentes emocionales al dolor físico) que continúan atrayendo a la persona alcohólica hacia el beber mucho más después de que los síntomas de abstinencia físicos se hayan detenido. Ni la inteligencia es un aliado en este proceso, porque el cerebro empleará todos sus poderes de racionalización para persuadir al paciente a que regrese a beber. Es importante darse cuenta de que cualquier cambio de vida puede causar aflicción temporal y ansiedad, hasta cambios para el bien. Con el tiempo y la sustitución de otros placeres saludables, esta conmoción emocional se debilita y puede superarse.

  • Relaciones sociales y la codependencia.

Uno de los problemas más difíciles que una persona con alcoholismo enfrenta es estando alrededor de las personas que pueden beber socialmente sin peligro. Un sentido de aislamiento, una pérdida de gozo y la creencia del ex bebedor de qué lástima -no respeto- guía el comportamiento de un(a) amigo(a), puede conducir a la soledad, a la autoestima baja y a un deseo fuerte para beber. Los amigos cercanos y hasta los compañeros íntimos pueden tener dificultades en cambiar sus respuestas a esta nueva relación sobria y, aún peor, promover un retorno al beber. Los cónyuges pueden haber construido sus propios autos imágenes sobre el sobrevivir de sus parejas o el manejo de sus comportamientos difíciles y encuentran el significado de sus vidas amenazados por la abstinencia. Los amigos quizás no acepten fácilmente al amigo(a) sobrio(a) y tal vez más calmado(a). En tales casos, si los compañeros o amigos no pueden cambiar, entonces la separación puede ser necesaria para la supervivencia. No es nada extraño que, cuando confrontada con tales pérdidas, una persona regresa al beber. El mejor curso en estos casos es promover a los amigos y miembros de familia cercanos que busquen la ayuda también. Afortunadamente, grupos como existen para esta finalidad.

  • Presiones sociales y culturales.

Los medios de comunicación representan los placeres y el humor de beber en anuncios y en la programación. Los beneficios médicos de beber leve a moderadamente con frecuencia se divulgan, dando a los ex bebedores la excusa espuria de regresar al alcohol para su salud.

  • RIESGOS Y BENEFICIOS DE BEBER MODERADAMENTE

Las personas que no deben beber bajo ninguna circunstancia son aquellas menores de 21 años, que tienen dependencia en el alcohol u otros problemas médicos, que están tomando medicamentos que interactúan con el alcohol, y las mujeres que están embarazadas. Las personas no deben beber antes de conducir u ocuparse en las actividades que requieren habilidad y atención. Un estudio reciente de los pacientes de sala de emergencias encontró que habiendo tomado más de una bebida duplicaba el riesgo para la lesión y más de cuatro bebidas aumentaban el riesgo once veces. Muchos adultos sanos pueden derivar algunas prestaciones salubres del beber leve a moderadamente, que en general se define como no más de una bebida al día para las mujeres y no más de dos para los hombres. Una bebida consta generalmente de 12-Oz de cerveza, 5 Oz de vino, o 1.5 Oz de licor de una graduación de 80. Un estudio reciente definió el beber problemático en los hombres como ser más de 4 bebidas en un día o un máximo de 16 bebidas por semana y en las mujeres como 3 por día y 12 por semana. El beber leve a moderadamente parece tener ciertos beneficios sobre los niveles de colesterol, incluyendo elevar los niveles de colesterol de HDL (altos niveles de HDL se consideran buenos) y reducir el riesgo de la cardiopatía. En los ancianos, puede estimular el apetito, ayudar a promover la función intestinal regular y mejorar el estado de ánimo. Puede reducir el riesgo de los accidentes cerebros vasculares causados por el endurecimiento de las arterias (aunque aumenta el riesgo del tipo de accidente cerebro vascular menos común, el cual es causado por hemorragia.)

  • BEBER RESPONSABLEMENTE

Las actitudes responsables hacia la bebida deben servir para comportarnos de tal manera que nunca tengamos que sentirnos avergonzados o arrepentidos de nuestra conducta. Así, para el individuo que bebe ocasionalmente o con regularidad, pero que no es un alcohólico y está consciente del peligro de llegar a serlo, existen ciertas normas o reglas que le permiten con seguridad evitar el estado de ebriedad y sus consecuencias. Tales normas, traducidas a consejos que pueden servir a toda persona, son las siguientes:

Reconoce tus verdaderos límites. Casi todos los individuos que beben tienden a presumir que “aguantan” más que otros, pero esto es algo sin sentido. Aparte de que el “aguante” mayor o menor no es motivo de orgullo, casi siempre se produce un autoengaño al no querer reconocer que se está ebrio cuando ya los demás lo notan con seguridad.

Come mientras bebes. Los alimentos se mezclan con el alcohol y evitan que su absorción sea demasiado rápida. Muchas personas disfrutan mejor la comida si la acompañan con bebidas de baja graduación alcohólica. También hay que añadir que existen factores psicológicos que inducen a beber menos si al mismo tiempo se consumen alimentos sólidos.

No tomes rápidamente. Bebe para disfrutar y degustar tu bebida, no para buscar los efectos del alcohol. Como observación, sabemos que el bebedor que “se adelanta” y que apura a sus compañeros “para que no se le queden atrás”, es por lo regular alguien que no se detiene fácilmente y que casi siempre llega a la embriaguez.

Acepta la invitación a tomar una bebida sólo cuando realmente lo desees. No debes admitir ninguna presión para beber cuando no quieres. Si lo permites, niegas el valor que puede tener el departir con otros una situación amable en la que se ingiera moderadamente bebidas alcohólicas.

Evita “tragos” aquí y allá. Ciertos individuos toman a cualquier hora, y a toda hora ofrecen un “trago”. Pero no tienes por qué aceptarlo, sobre todo si se trata de tomar por tomar.

Si comes fuera de tu casa y tienes que regresar manejando tu automóvil, es preferible que no ingieras alcohol. En todo caso, bebe moderadamente y con la comida, nunca después. Está plenamente comprobado que la capacidad de conducir un vehículo disminuye mucho incluso con bajos niveles de alcohol en la sangre.

Siempre que puedas, evita la bebida fuera del ambiente familiar. Muchos de quienes toman en los bares (no todos, por supuesto) buscan más bien los efectos del alcohol que la relación social. Esto no quiere decir que el “tomar la copa con los amigos” sea una irresponsabilidad, todo dependerá de si se respetan las “reglas” que estamos recomendando.

No tomes para “relajarte” o tranquilizarte, cuando lo que realmente necesitas es un cambio de actividad o un poco de descanso. Tomar cada vez que estás intranquilo, preocupado o deprimido, puede convertir al alcohol en una necesidad que te conduzca hacia el alcoholismo.

  • PREVENCION DEL ALCOHOLISMO

Una de las medidas preventivas en contra del alcoholismo es la de establecer campañas para poder proporcionar información por medio de folletos, trípticos, en forma oral, etc., con el fin de empezar a hacer consciente a la población de la problemática, tratando de tocar puntos esenciales, tales como: qué es el alcoholismo, en qué consiste, por qué se da, cuáles son los efectos que produce la ingestión excesiva de alcohol, lugares a donde se puede acudir a solicitar información, ayuda, etc.

Otra medida de prevención es la de implantar programas dentro y fuera de las instituciones educativas con el fin de empezar a sembrar la semilla en las futuras generaciones y buscar nuevas soluciones.

Éstas son sólo algunas posibles alternativas con las cuales se podrían tomar cartas en el asunto y de así poder frenar y contrarrestar la información deformante, sensacionalista, especulativa, manipuladora, llena de prejuicios que por lo regular caracterizan a los medios de información y comunicación masiva y de esta manera reducir la ignorancia.

Con nuestra participación y la de todos ya sea informándonos, cambiando nuestra forma de pensar y teniendo un cambio de actitudes, etc., podemos enseñar, orientar y encausar a nuestros hijos y a las generaciones jóvenes a tomar consciencia, determinaciones, actitudes, etc., y así darles herramientas con las cuales puedan confrontar la problemática y tratar de salir avances.

  • Medidas de prevención y promoción de la salud

En este ámbito se concede especial importancia al fomento de hábitos saludables de vida ya desde la primera infancia, con actuaciones desde la escuela que promuevan este tipo de hábitos e informen a los niños de los riesgos asociados al consumo de bebidas alcohólicas. Así, las administraciones públicas competentes fomentarán la inclusión de acciones formativas en los contenidos curriculares de la enseñanza primaria y secundaria y los centros docentes incluirán en sus planes anuales de actividades extraescolares actuaciones de concienciación de los beneficios del desarrollo de hábitos saludables.

También se llevarán a cabo actuaciones de promoción de estos hábitos de vida en el ámbito de la salud, tanto en atención primaria como especializada, y dirigidas tanto a los menores como a sus familias. Se hará especial hincapié en la importancia de la atención individualizada del menor en su contexto familiar con el objetivo de facilitar una detección temprana de la existencia de problemas vinculados al consumo de alcohol. Del mismo modo, se fomentará la inclusión de los registros relativos a consumo de alcohol en la historia clínica de los menores.

Además, se recogen otra serie de medidas dirigidas a fomentar el desarrollode actividades culturales, deportivas y de ocio saludables en espacios libres de alcohol y de otras drogas, en las que tendrán un protagonismo especial las organizaciones juveniles y, por supuesto, las administraciones locales. Por último, en el ámbito formativo e investigador se prevé que en los planes de estudios universitarios de las áreas educativa, sanitaria y social se promuevan contenidos dirigidos a la formación sobre los problemas asociados al consumo de alcohol.

3.1.15 El alcoholismo como un problema social: la perspectiva sociológica

El alcoholismo, la más significativa toxicomanía de nuestros tiempos se encuentra entre las problemáticas médico-sociales de mayor relevancia mundial, por sus efectos extraordinariamente nocivos sobre la salud y la sociedad derivado de su nefasta repercusión biológica, psicológica y socio- económico.

Es nuestro interés analizar el alcoholismo como un problema social ya que el mismo tiene un impacto negativo en las vidas de un segmento considerable de nuestra población y sobre el mismo existe un amplio número de personas con gran preocupación.

La Sociología, desde posiciones sistematiza dotas e integradoras, puede analizar una serie de factores que convierten a dicha problemática en un peligro para nuestra sociedad.

No podemos hablar del mismo como enfermedad, sin tener en cuenta la cultura, pues de ese modo de vivir que aprendemos al crecer en un grupo humano, aprendemos también a explicarnos los fenómenos que llamamos salud y enfermedad.

Al crecer en un determinado grupo aprendemos a considerar salud a una serie de estados o situaciones y enfermedad a otros. Juzgamos ciertos comportamientos como saludables y por otro lado, vamos aprendiendo a calificar ciertas sensaciones como síntomas de enfermedad y a considerar como normales a otros.

Hemos de tener en cuenta que, salud y enfermedad, son conceptos socialmente construidos y que, por lo tanto, la cultura tipifica lo que es salud y lo que es enfermedad o, por expresarlo de otro modo, lo que es normal y lo que es patológico o sea, que el individuo según su cultura, tendrán su visión de la enfermedad, la salud y como tal se comporta.

En nuestros días es un hecho incuestionable que la salud es un fenómeno integral determinado, fundamentalmente, por las condiciones en que viven las familias y las comunidades y que las mismas están a su vez determinadas por complejos factores Inter actuantes de carácter social.

La Sociología ha demostrado su validez en el estudio de la salud llevando un conjunto de conceptos de su teoría general a este campo, ayudando a explicar cómo los eventos de ella y sus conductas están influenciadas por factores sociales.

Muchos han sido los conceptos que se han formulado de salud, aunque desde la Sociología, incuestionablemente el de mayor repercusión es el formulado por Personas desde los marcos del paradigma médico clásico de orientación individual, comprendiendo la misma en referencia a la participación del individuo en el sistema social: estado de capacidad óptima del individuo para el eficaz cumplimiento de los roles y tareas para los que ha sido socializado.

Si partimos de la concepción , la salud es un hecho social condicionada e interdependiente con instituciones como la familia y el trabajo, influenciada culturalmente; por lo que este sistema de salud refleja normas, valores, conocimientos, creencias y símbolos de la sociedad. Reconocer la importancia del proceso de socialización nos ayuda a entender el proceso de forja de patrones de conductas, en el marco subcultura del grupo social específico en estudio.

Cuando se estudia la evolución de la Sociología Médica como su disciplina sociológica encontramos que la contribución Parsoniana con el empleo de la categoría rol social llevada al marco de salud – enfermedad se constituye en brújula indiscutible que señala el rumbo verdaderamente sociológico que toma a partir de aquí la misma. Hasta ese momento, la Sociología Médica se había desarrollado bajo la influencia y en los marcos de la Medicina Social.

Aunque criticada por algunos por considerarla ” reduccioncita y alienante”, la categoría ” Rol social del enfermo” permite una reformulación más específicamente sociológica, considera la enfermedad ( independientemente de su naturaleza) como sinónimo de condiciones o estado social desviado que pone en peligro la integración sistémica, colocando al sujeto enfermo en condiciones de dependencia pasiva respecto al sistema sanitario.

El sociólogo A. Guinden señala al respecto ” la salud y la enfermedad están a su vez fuertemente influenciada por aspectos de la estructura social. Los factores sociales no afectan solamente a la esperanza de vida, sino también a las probabilidades que tienen los individuos de contraer determinados tipos de enfermedades y la naturaleza de la asistencia sanitaria que reciben”.

En nuestro análisis partiremos de la consideración de factores sociales como todos aquellos elementos vinculados a la sociedad humana ( independiente de su naturaleza) capaces de incidir en el estado de salud de la población en los distintos niveles de la organización social.

El análisis del alcoholismo puede partir de su consideración como forma de desviación social. La raíz del alcoholismo está ante todo en la enajenación de la personalidad; el no-reconocimiento por parte de ellos de las normas imperantes en las relaciones sociales.

Para enmarcarnos en nuestro trabajo consideramos tratar la dependencia alcohólica como el estado de dependencia física y emocional del consumo reiterado y siempre creciente del alcohol.

La persona no se convierte en bebedor de la noche a la mañana, sino que hasta el establecimiento del hábito como tal, el individuo pasa progresivamente a través de una serie de fases.

  • Preparación: desarrollo de un clima favorable entorno al consumo de estas sustancias.
  • Iniciación: es el periodo cronológico ” del no bebedor que bebe” y en el que se establecen las conductas iniciales con estas sustancias.
  • Afianzamiento: comprende la fase cronológica del bebedor que comienza a beber; en ella el consumo del alcohol se va generalizando en un mayor número de situaciones.
  • Mantenimiento: es el periodo del bebedor que bebe, en el existe ya dependencia física y psicológica.

Podríamos decir que cuando el individuo cae en un estado tal de dependencia, comienza a producirse en él cambios físicos y psíquicos de repercusión social, llegando a un estado de, en muchos casos, degradación donde no le interesa ni su propia vida, solamente piensa en proporcionarse el tóxico de cualquier forma sin tener nada excepto esto, como meta en su vida cayendo así en un estado de anomia.

Este término es tratado por el funcionalista Robert Merton que analiza la anomia como un estado de ánimo del individuo cuyas raíces morales sean roles que ya no tienen, normas, sino únicamente impulsos desconectados que ya no tienen sentidos de continuidad de grupo, vive el individuo en la delgada frontera de la sensación entre ningún futuro, ningún pasado.

Es el estado de ánimo donde está roto o mortalmente debilitado el sentido de cohesión social principal resorte de su moral.

Existen dos fuentes de anomia:

  • Estructura cultural: Puede definirse como el cuerpo organizado de valores normativos que gobiernan la conducta que es común a los individuos de determinada sociedad o grupo.
  • Estructura social: El cuerpo organizado de relaciones sociales que mantienen entre sí los individuos de las sociedades o grupos.

En su obra “Social estructure propuso analizar los puentes sociales y culturales de comportamiento desviacionista, su principal objetivo es examinar el modo en que la estructura social ejerce una definida presión sobre ciertas personas de la sociedad para llevarla a una conducta no conformista en lugar de conformista.

Melton al afirmar que las estructuras sociales ejercen una presión definida sobre ciertas personas en la sociedad, induciéndolas a una conducta de rebeldía antes de conformidad, extendió la potencialidad explicativa de la anomia desde el suicidio hasta otros tipos de conducta desviada y conectó la anomia con la conducta divergente a través de un proceso social caracterizado.

En la estructura social se distinguen las metas y los medios institucionalizados para alcanzarlo o lo que es lo mismo la estructura cultural y la estructura social, la primera son los objetivos, propósitos o intereses culturalmente definidos sustentados como legítimos por todos los miembros de la sociedad y la segunda son las reglas arraigadas en las costumbres e instituciones relativas a los procedimientos permisibles para alcanzar dichos objetivos.

Paradójicamente, las mismas estructuras sociales y culturales que conforman y organizan las conductas, generan también tendencias hacia determinados tipos de desviaciones y son potencialmente fuente de desorganización social. Consideremos alcohólicos aquel individuo que producto a su enfermedad presenta una conducta desviada respecto a:

  • Determinadas normas sociales del comportamiento del individuo
  • Modificación de los criterios axiológicos
  • Ruptura entre el individuo y el medio social.

Cuando un individuo cae en un estado de anomia, podemos decir que está presentando una conducta desviada, ya que esta es la violación de las normas de su propio grupo o de la sociedad en su conjunto por un individuo o grupo social y esto podríamos verlo como no-adaptación del individuo al medio que provocó esta conducta desviada.

Resulta interesante en este análisis tener en cuenta la influencia que ejerce el grupo de amigos en estos individuos. Percatarnos como estos grupos tienen una función catalizadora en la formación de conductas, lo que puede evidenciarse en la forma en que estos individuos hacen suyas las normas, los valores y las costumbres de dicha colectividad lo que si bien, de forma normal sería de gran ayuda, en lo patológico constituye un gran riesgo en la mal formación del individuo.

Los factores biológicos, psicológicos y sociales operan directamente al nivel de la conciencia individual de la persona para la cual la búsqueda del alcohol, con la dependencia cada vez más fuertemente establecida, es el final feliz de múltiples situaciones emocionales como vía alternativa de respuesta a las mismas. La ingestión del alcohol es la solución más económica en la situación concreta en la que el sujeto se encuentra, si bien se trata de una solución subjetiva y falsa y en consecuencia contraproducente. Mediante la pérdida de conciencia que el alcohol provoca, el sujeto alude la posibilidad de una conducta que repare la situación conflictual originaria. La dependencia alcohólica no estriba tanto en las modificaciones que hayan tenido lugar por su ingestión, cuando por el hecho de que ante la progresiva complicación del conflicto originario, las posibilidades de solución se alejen más y más y por consiguiente la necesidad de evasión es cada vez más imperiosa a la mayor necesidad de huir de la realidad se une ahora como antes la fácil disponibilidad de la bebida alcohólica.

Si partimos de los conocimientos del concepto de droga como toda sustancia mineral, vegetal o animal que introducida en todo organismo vivo puede modificar una o más funciones, ya sea como estimulante, deprimente o narcótico y del concepto de toxicómano, persona que abusa de las sustancias tóxicas para procurar sensaciones agradables o suprimir el dolor, no sería difícil clasificar al alcohol dentro del grupo de las drogas debido a todos los efectos que ocasiona a nivel funcional ante determinado consumo y clasificar a su vez a las personas que lo ingieren, transgrediendo las normas de consumo social, como personas toxicómanas.

No es hasta 1849, que se incluye el alcoholismo como categoría integrante en las toxicomanías. El esfuerzo del científico sueco Magnus Huss ha propiciado beneficiarnos con el alcance de nuevos enfoques sobre el tema. A partir de este momento son varias las definiciones que se han dado sobre que es el alcoholismo, dirigidas también a esclarecer los criterios de por que se ubica en el grupo de las enfermedades.

Son muchas las concepciones existentes sobre la toxicomanía, algunas que no clasifican al alcohol como una droga, otras que consideran solo a la juventud como el grupo etéreo más problemático en este sentido; otros al buscar la causa tratan de centrarla en un componente individual o social, sin tener en cuenta la conjugación de estos y otros factores.

Estas concepciones también se ven matizadas según la especialidad científica de las investigaciones. Los científicos de laboratorio se interesarán más en las consecuencias del alcohol sobre la transición de los impulsos nerviosos y mecanismos internos. Los psicólogos enfocan el estudio desde el punto de vista de los mecanismos internos individuales, buscando causas dinámicas de la relación hombre droga e investigando además el comportamiento ante el consumo y trabajando directamente con el enfermo en su tratamiento y rehabilitación.

Los sociólogos deben estudiar los factores sociales que desencadenan el uso del tóxico, tales como las posiciones del medio social, normas y estructuras que influyen en el consumo.

El alcoholismo podría considerarse como un estado de evasión ante situaciones conflictivas significativas como una estrategia individual de adaptación al medio por retraimiento, la no-aceptación de ciertas situaciones emocionales o físicas trae consigo en última instancia que el individuo busque en los efectos del alcohol la solución a sus problemas logrando así el desvinculo con la realidad cayendo en un estado de evasión de la realidad que le resulta desfavorable.

Según el criterio de Melton el análisis funcional se aplica primordialmente a elementos estandarizados como papeles sociales, instituciones, procesos sociales, aspectos culturales. Opera con algún concepto de motivación de los individuos en los sistemas sociales, trabaja con una idea de consecuencias múltiples. Distingue entre motivos y consecuencias objetivas utilizando dos conceptos principales:

Las funciones manifiestas como consecuencias objetivas que contribuyen al ajuste o adaptación del sistema y que son queridas y admitidas por los que participan en estos. Y las funciones latente como consecuencias que no son queridas ni admitidas.

El alcoholismo puede analizarse desde los dos tipos de funciones, ya que el alcohol es admitido dentro de las sociedades; es aceptado como elemento motivador en reuniones de amigos, familias, y hasta de trabajo o estudio, lo que tiene que ver con patrones, costumbres y tradiciones.

Pero también se debe a veces a causas evasivas o de otro tipo, a insuficientes opciones recreativas que son fácilmente remplazadas por el consumo del alcohol.

Para el alcohol la función primaria en la sociedad es reducir la ansiedad, unas veces de forma manifiesto como en el caso de las sociedades primitivas y otras de modo latente.

Sólo cuando el individuo cae en un estado dependiente convirtiéndose en una lacra social, reconocemos la función latente, ya que en este caso es rechazado y marginado por la sociedad al presentar una conducta desviada.

Así el alcohol cumplirá su papel de ansiolítico social en un doble sentido: de solucionador neurótico de las tensiones y mecanismo tolerado en el medio en que actúa. Podemos decir entonces que el consumo del tóxico es querido por la sociedad que acepta de ese modo la evasión de sus problemas, sancionando como mecanismo alternativo de relajación el uso de una droga.

El uso del tóxico para librar tensiones viene también determinado por la falta de otros mecanismos alternativos de idéntica finalidad, la cultura influencia el alcoholismo de tres modos: creando la tensión, tolerando el consumo para aliviar y no suministrando alternativas validas de solución. Es claro que si el mecanismo ofrecido no es el alcohol sino otro tóxico, la dependencia creada será otra.

Consideramos conducta desviada cuando el individuo, por su ingestión incontrolada del alcohol, se aparta de las normas sociales establecidas y leyes que no son inmutables y naturales sino convencionales y medibles por lo tanto es un individuo desviado un tanto sea anormal respecto a las reglas que una sociedad determinada se ha dado en una época histórica determinada.

La Auto marginación social, la entendemos como el fenómeno mediante el cual el individuo se margina del grupo social al que pertenece, incorporándose a grupos informales de personas con condiciones iguales a las suyas ( adictos).

Podríamos afirmar que la auto marginación es una condición penosa en la que el individuo llega a encontrase habitualmente sin alternativas reales. Se ha de admitir por hipótesis que el individuo que no puede comprender una situación determinada que no puede encontrar por tanto una respuesta social satisfactoria y constructiva se desvía como única respuesta posible a su situación.

3.1.16 Análisis del alcoholismo en el contexto comunitario.

Existe un consenso entre los especialistas de las Ciencias Sociales de que existen diferentes ámbitos y dimensiones para el estudio en el contexto comunitario:

  • Sociológico (sociedades y comunidades).
  • Psico-social (organizaciones y grupos).
  • Psicológico (individuos).

En este epígrafe queremos enmarcarnos en el ámbito sociológico o socio-comunitario. Es importante señalar que el proceso de intervención social es comunitario en cuanto supone la actuación en un entorno o contexto definido, en el que se dan problemas concretos y compartidos de intercambios de mensajes culturales y de bienes económicos.

En Cuba existe una tradición cultural asociada a la ingesta de alcohol; pero los patrones de consumo de alcohol han ido cambiando en nuestra sociedad en las ultimas décadas, en donde ha pasado de ser un uso domestico y cotidiano, principalmente de vino, a concentrarse el consumo de alcohol en el fin de semana, de forma intensiva y centrado en cervezas y combinados.

Dos características resaltarían de preocupantes: La disminución de la edad de inicio en el consumo y los episodios de embriagues recurrentes entre los menores y jóvenes durante el fin de semana.

Al tratarse de una droga legal y socialmente aceptada, los jóvenes y adolescentes se encuentran con una gran tolerancia social y una amplia disponibilidad de acceso a las bebidas alcohólicas, en las que la conciencia de problema se aminora en comparación con el consumo de las sustancias ilegales.

Teniendo en cuenta que en Cuba la comunidad tiene un peso importante como escenario de la participación de los ciudadanos, el alcoholismo se convierte en problemática que afecta el desarrollo comunitario.

Mucho se ha escrito sobre las repercusiones del alcohol en la esfera laboral y familiar. A consecuencia del alcohol se alteran los procesos que antes mencionamos y esto limita la actividad laboral; el sujeto alcohólico puede comenzar a tener expresiones de rechazo al colectivo, ideas paranoides de daños o prejuicios, accidentes, indisciplina laboral, cambios de puestos de trabajo etc., que puede acarrearle una separación temporal o definitiva del puesto laboral.

El consumo del alcohol se relaciona con el aumento de problemas sociales, va involucrando una gama muy amplia de personas incluyendo la familia. Las repercusiones familiares tienden a aparecer antes que las laborales.

Un informe técnico sobre la familia, editado por la OMS en 1976 expresa: “Las alteraciones de la salud producen también alteraciones de las relaciones entre los miembros de las familias e incluye al alcoholismo como factor de desmoralización en las crisis familiares de carácter no transitorio.

La familia, por lo general es la primera en percatarse que el consumo de alcohol en un determinado miembro ha comenzado a ser excesivo, en tanto ha comenzado a traer problemas en el funcionamiento de la dinámica familiar como son: desacuerdo conyugal, malos tratos a los hijos y cónyuges, pobreza, descuido de los hijos, alcoholismo y delincuencia juvenil. Muchas veces es esta la que decide llevar al alcohólico al médico y la primera en reconocer su condición de enfermo. Es fundamental desarrollar acciones de intervención en la familia que como se reconoce en la literatura, también sufre alteraciones conocidas como dependencia, ya que esta es sin lugar a dudas la principal ayuda externa que puede recibir el sujeto enfermo.

Es importante tener en cuenta que el tratamiento del individuo con problemas de toxicomanía debe ser congruente con las formas de sentir, pensar, de actuar, propuestas por la sociedad y la cultura a la que ese individuo pertenece. El tratamiento y la rehabilitación deben apuntar a resistir el normal comportamiento como sujeto social dentro de su medio ambiente natural. El tratamiento en sí mismo constituye un proceso cultural y un acto social que solo tendrá éxito si está en armonía con su entorno.

Para realizar este análisis partimos del criterio sociológico de relacionar la organización social y la proclividad de una cultura hacia el consumo de alcohol, el cual plantea que existen tres vías por las que se llega al alcoholismo.

  • Sociocultural: un ejemplo de sujetos que llegan al alcoholismo por esta vía son aquellos que se habitúan todos los días al terminar la jornada laboral, solos o en compañía de otros, se detienen en un bar o en cualquier otro lugar donde se vendan bebidas alcohólicas para ‘tomar unos tragos”. Con el tiempo en ellos se establece una dependencia alcohólica.
  • Evasiva: este es el caso del que quiere ” ahogar las penas en el alcohol”. Es el sujeto que no tiene o se le agotaron los recursos persono lógicos para enfrentar una situación determinada y comienza a ingerir bebidas alcohólicas debido a que mientras están bajo el efecto de estas la situación conflictiva deja de ser una fuente de preocupación para ellos.
  • Sintomática: ocurre cuando una enfermedad previa da origen al consumo desmedido del alcohol.

Ahora la relación entre la organización social y la proclividad de una cultura hacia el alcoholismo se refleja en:

El grado en que una cultura se ocupa en las necesidades de ajuste y las tensiones interiores de sus miembros.

  • El tipo de actitud ante el alcohol que dicha cultura genera.
  • El grado en que la cultura proporciona elementos sustantivos de satisfacción.

Como podemos observar estas relaciones son muy interesantes pues en ellas se nos muestra la influencia que tiene la comunidad en la generación de individuos alcohólicos. Luego el individuo no es el único responsable en la aparición de la enfermedad sino que la comunidad tiene un papel decisivo en esto.

La comunidad no puede perder de vista los diferentes daños que ocasiona el uso repetitivo de la bebida alcohólica pues estos daños ocasionan un malestar en el ámbito comunitario, los mismos son:

  • Efectos sobre el orden público.
  • Comportamiento desordenado.
  • Violencia.
  • Daños a la propiedad social.
  • Personas afectadas por accidentes provocados por el bebedor
  • Pérdidas de la producción ( por ejemplo: en granjas, fábricas, etc.) por ineficiencia
  • Pérdida de personal competente.

Todos estos problemas provocados por el alcoholismo convierten a la comunidad en un lugar temible en el cual no encontramos otra cosa que no sean conflictos. Por eso se hace tan necesario el y reconocimiento de esta enfermedad en el ámbito comunitario. Solo así podríamos trazarnos una estrategia en la prevención de dicha enfermedad.

En nuestra opinión si logramos cambiar la actitud que mantiene la comunidad hacia el consumo de alcohol, que en la actualidad es de aceptación, cuando más de tolerancia, es decir, si logramos que la comunidad rechace el consumo anormal de bebidas alcohólicas y no solo a los bebedores crónicos, se ganaría más de la mitad de la batalla por la prevención, lo otro estaría en función de ampliar los espacios recreativos y culturales en la comunidad.

Para la ampliación de estos espacios podríamos apoyarnos en el programa de masificación de la cultura para realizar coordinaciones con las Casas de Culturas, en las salas de vídeo existentes en la comunidad, en la formación de clubes juveniles entre otros proyectos.

3.2. COMPONENTES LEGALES

  • LEY NACIONAL DE LUCHA CONTRA EL ALCOHOLISMO 24.788 Componentes legales sobre el alcoholismo Prohíbase en todo el territorio nacional, el expendio a menores de dieciocho años, de todo tipo de bebidas alcohólicas. Créase el Programa Nacional de Prevención y Lucha contra el Consumo Excesivo de Alcohol.

Sancionada: Marzo 5 de 1997.

Promulgada de Hecho: Marzo 31 de 1997.

ARTICULO 1°-Queda prohibido en todo el territorio nacional, el expendio de todo tipo de bebidas alcohólicas a menores de dieciocho años de edad.

ARTICULO 2°-Declárase de interés nacional la lucha contra el consumo excesivo de alcohol.

ARTICULO 3°-A los efectos de esta ley, se considerarán bebidas alcohólicas

aquellas que contengan alcohol cualquiera sea su graduación.

ARTICULO 4°-Queda prohibido el consumo de bebidas alcohólicas en la vía pública y en el interior de los estadios u otros sitios, cuando se realicen en forma masiva actividades deportivas, educativas, culturales y/o artísticas, excepto en los lugares y horarios expresamente habilitados por la autoridad competente.

ARTICULO 5°-Las bebidas alcohólicas que se comercialicen en el país, deberán levar en sus envases, con caracteres destacables y en un lugar visible, la graduación alcohólica correspondiente a su contenido. También se consignarán las siguientes leyendas: “Beber con moderación”. “Prohibida su venta a menores de 18 años”.

ARTICULO 6°-Queda prohibida toda publicidad o incentivo de consumo de

Bebidas alcohólicas, que:

a) Sea dirigida a menores de dieciocho (18) años.

b) Utilicen en ella a menores de dieciocho ( 18) años bebiendo.

c) Sugiera que el consumo de bebidas alcohólicas mejora el rendimiento físico o intelectual de las personas.

d) Utilice el consumo de bebidas alcohólicas como estimulante de la sexualidad y/o de la violencia en cualquiera de sus manifestaciones.

e) No incluya en letra y lugar visible las leyendas “Beber con moderación”.

“Prohibida su venta a menores de 18 años”.

ARTICULO 7-Prohíbese en todo el territorio nacional la realización de concursos, torneos o eventos de cualquier naturaleza, sea con o sin fines de lucro, que requieran la ingesta de bebidas alcohólicas desnaturalizando los principios de la degustación, de la datación o cualquier otra manera destinada a evaluar la calidad de los productos.

ARTICULO 8-El Consejo Federal de Cultura y Educación acordará los aspectos educativos del Programa Nacional de Prevención y Lucha contra el Consumo Excesivo de Alcohol, debiendo incluir en los contenidos curriculares de todos los niveles, ciclos y modalidades temas vinculados al consumo excesivo de alcohol.

ARTÍCULO 9-Los establecimientos médico-asistenciales públicos, del sistema de seguridad social y privado, deberán encarar acciones de prevención primaria de acuerdo a su nivel de complejidad: y de detección precoz de la patología vinculada con el consumo excesivo de alcohol.

ARTICULO 10-El Programa Nacional de Prevención y Lucha contra el Consumo Excesivo de Alcohol, contará con un consejo asesor que estará integrado por representantes de instituciones públicas y/o privadas cuyos fines se relacionen con los objetivos del programa y serán designados por el Ministerio de Salud y Acción Social de la Nación y el Ministerio de Cultura y Educación de la Nación y la Secretaría de Programación para la Prevención de la Drogadicción y la Lucha contra el Narcotráfico.

ARTICULO 11 –Las obras sociales y asociaciones de obras sociales, incluidas en la Ley 23.660, recipiendarias del Fondo de Redistribución de la Ley 23.661, y las entidades de medicina prepaga, deberán reconocer en la cobertura para los tratamientos médicas, farmacológicos y/o psicológicos, la patología del consumo de alcohol, determinada en la Clasificación Internacional de Enfermedades declaradas por el Comité de Expertos de la Organización Mundial de la Salud Deberán brindar a los pacientes alcohólicos la asistencia y rehabilitación que su estado requiera, como asimismo encarar acciones de prevención primaria.

ARTÍCULO 12-La violación a la prohibición de expendio de bebidas alcohólicas de los artículos 1° y 4° será sancionada con multa de quinientos a diez mil pesos o la clausura del local o establecimiento por el termino de diez días. En caso de reincidencia la multa podrá elevarse hasta mil pesos en su mínimo y cincuenta mil pesos en su máximo, y la clausura del local o establecimiento hasta ciento ochenta días.

ARTICULO 13-Sustituyese el texto del inciso a) del artículo 48, de la Ley 24.449 por el siguiente “Inciso a): Queda prohibido conducir con impedimentos físicos o psíquicos, sin la licencia especial correspondiente, habiendo consumido estupefacientes o medicamentos que disminuyan la aptitud para conducir. Conducir cualquier tipo de vehículos con una alcoholemia superior a 500 miligramos por litro de sangre. Para quienes conduzcan motocicletas o ciclomotores queda prohibido hacerlo con una alcoholemia superior a 200 miligramos por litro de sangre. Para vehículos destinados al transporte de pasajeros de menores y de carga, queda prohibido hace cualquiera sea la concentración por litro de sangre. La autoridad competente realizará el respectivo control mediante el método adecuado aprobado a tal fin por el organismo sanitario.”

ARTÍCULO 14-La aplicación de las sanciones previstas en esta ley en el ámbito de Capital Federal, será competencia de la Justicia en lo Correccional; con excepción de las establecidas en los artículos 15 y 16 que será competencia de los tribunales en lo criminal.

ARTÍCULO 15-Los contratos relacionados con la publicidad de bebidas alcohólicas respecto de los cuales la autoridad competente tenga acreditado que fueron celebrados con anterioridad la vigencia de la presente ley, podrán ser ejecutados sin atenerse a sus preceptos por el plazo de seis (6) meses contados a partir de la fecha de la firma de los mismos.

ARTÍCULO 16-La presente ley tendrá vigencia en todo el territorio nacional, con la excepción del artículo 17, en el que regirá la adhesión de las provincias y la ciudad de Buenos Aires conforme al artículo 91 de la Ley 24.449.

  • LEY SOBRE EXPENDIO Y CONSUMO DE BEBIDAS ALCOHOLICAS.

De las medidas de prevención y rehabilitación

ARTICULO 20– Se prohíbe el consumo de bebidas alcohólicas en calles, caminos, plazas, paseos y demás lugares de uso público. La contravención a esta prohibición será sancionada con alguna de las siguientes medidas:

1º Multa de hasta una unidad tributaria mensual.

2º En caso de que el infractor no consigne, será citado para que comparezca ante el juez de policía local competente. Se entenderá también que la persona acepta la infracción y la imposición de la multa, poniéndose término a la causa, por el solo hecho de que pague el 50% del monto máximo de ésta, dentro de quinto día de citado al tribunal, para lo cual presentará la copia de la citación, en la que se consignará la infracción cursada. La Tesorería municipal o la entidad recaudadora harán llegar al tribunal el comprobante de pago a la brevedad. El oficial de guardia, o el suboficial en su caso, dará cuenta en el más breve plazo al juzgado de policía local de las multas pagadas, del dinero recaudado y las citaciones efectuadas, dejando constancia del hecho de ser la primera, segunda o tercera oportunidad en que las personas fueron sorprendidas incurriendo en esta contravención.

En todo caso, cumpliéndose los requisitos previstos en el artículo 20 bis de la ley Nº 18.287, el juez podrá conmutar la multa impuesta por la realización de trabajos en beneficio de la comunidad ofrecidos por la Municipalidad respectiva u otro organismo público. Sin perjuicio de lo anterior, dichos trabajos podrán realizarse también en una persona jurídica, de beneficencia, de derecho privado, que los contemplare. Las disposiciones precedentes se entenderán sin perjuicio de la responsabilidad que procediere por los delitos o faltas cometidas por el infractor.

ARTICULO 21– Lo dispuesto en el artículo precedente también tendrá lugar respecto de quienes fueren sorprendidos en la vía pública o en lugares de libre acceso al público en manifiesto estado de ebriedad. En este caso, si una persona hubiere incurrido en dicha conducta más de tres veces en un mismo año, Carabineros denunciará el hecho al juez de policía local correspondiente. Este podrá imponer, en una audiencia que se citará al efecto, alguna de las siguientes medidas:

1º. Seguir alguno de los programas a que se refiere el artículo 33 o un tratamiento médico, sicológico o de alguna otra naturaleza, destinado a la rehabilitación.

2º. Internarse en un establecimiento hospitalario o comunidad terapéutica que cuente con programas para el tratamiento del alcoholismo, de conformidad a lo dispuesto en los artículos 33 a 38.

Para resolver, el juez de policía local podrá requerir los informes y diligencias que estime convenientes, a efectos de determinar el diagnóstico de habitualidad de ingesta alcohólica.

ARTICULO 22- Si un menor de dieciocho años de edad fuere sorprendido realizando alguna de las conductas prohibidas en los artículos 25, inciso primero, como medida de protección será conducido por Carabineros al cuartel policial o a su domicilio, con la finalidad de devolverlo a sus padres o a la persona encargada de su cuidado, siempre que ésta fuere mayor de edad. Si el menor fuere conducido al cuartel policial, adoptará las medidas necesarias para informar a su familia o a las personas que él indique acerca del lugar en el que se encuentra, o bien le otorgará las facilidades para que se comunique telefónicamente con alguna de ellas.

ARTICULO 23– Prohíbase el ingreso de menores de dieciocho años a los cantinas, bares y tabernas, y el ingreso de menores de dieciséis años a discotecas, sin perjuicio de lo dispuesto en el artículo 42. El administrador o dueño de esos establecimientos, así como quien atienda en ellos, estará obligado a exigir la cédula de identidad u otro documento de identificación expedido por la autoridad pública a todas las personas que deseen ingresar y tengan, aparentemente, menos de dieciocho o, en su caso, dieciséis años de edad. La infracción de esta prohibición será castigada con multa de tres a diez unidades tributarias mensuales.

ARTICULO 24– El marido, mujer, padre, hijo, guardador o empleador de una persona habituada a beber con exceso bebidas alcohólicas, podrá hacer notificar judicialmente a los expendedores de estas bebidas para que no las suministre a dicho individuo por un término que no podrá exceder de tres meses para cada notificación. La persona que da el aviso tendrá derecho a cobrar al notificado, en caso de infracción, los daños y perjuicios que haya sufrido en su persona, propiedad o medios de subsistencia, por causa de la embriaguez.

ARTICULO 25– En todos los Servicios de Salud del país habrá un programa de tratamiento y rehabilitación para personas que presentan un consumo perjudicial de alcohol y dependencia del mismo, los que incluirán atención ambulatoria en todos los establecimientos de salud de nivel primario, sean dependientes de los municipios o de los Servicios de Salud y atención especializada ambulatoria o en régimen de internación. En estos programas podrán participar complementaria y coordinadamente, Municipalidades, iglesias, instituciones públicas y personas jurídicas de derecho privado, las que también podrán ejecutarlos, todo ello, bajo las normas, fiscalización y certificación del Ministerio de Salud. En los programas de tratamiento y rehabilitación para bebedores problemas y alcohólicos, deberán establecerse actividades especiales para los menores de dieciocho años. El reglamento, expedido por intermedio del Ministerio de Salud, determinará las acciones de reeducación preventiva, tratamiento médico o rehabilitación psicosocial, que serán aplicables en cada caso, así como los procedimientos, plazos y entidades responsables de llevarlas a cabo y su adecuada y oportuna comunicación al juez que ordenó la medida.

ARTÍCULO 26– Deberán asistir a dichos programas las personas a que se refiere el artículo 26 y los reincidentes en la conducción de vehículos bajo los efectos del alcohol o en estado de ebriedad. Lo anterior, salvo que el juez, en su sentencia, resuelva imponerles la medida de seguir otro tratamiento médico, sicológico o de otra naturaleza, destinado a la rehabilitación.

ARTICULO 27– En las mismas condiciones, el juez de policía local también podrá ordenar la asistencia a esos programas de tratamiento y rehabilitación del cónyuge o del padre o la madre de familia que habitualmente se encontrare bajo la influencia del alcohol, de modo que no le sea posible administrar correctamente sus negocios o sustentar a su cónyuge e hijos. Esta medida se dispondrá a petición de cualquiera de los miembros mayores de su familia, oyendo personalmente al interesado y a sus parientes.

ARTICULO 28– Antes de terminar el período de atención establecido, el Director del Servicio de Salud o su delegado enviará al juez y a la familia del paciente un informe sobre el resultado del tratamiento o internación. En ese informe podrá proponer el término anticipado de la medida o su prórroga, por razones fundadas. En este último caso, el juez podrá extenderla hasta completar ciento ochenta días.

ARTICULO 29– En todos los establecimientos educacionales, sean de enseñanza parvulario, básica o media, se estimulará la formación de hábitos de vida saludable y el desarrollo de factores protectores contra el abuso del alcohol. Se incluirán temas relativos a cultura gastronómica y a actividades sociales que consideren un consumo adecuado de bebidas alcohólicas, a fin de prevenir positivamente el alcoholismo.

ARTICULO 30.- Todo establecimiento en que se expendan bebidas alcohólicas deberá exhibir, en lugar destacado y claramente visible al público, un cartel en el cual se indiquen de manera didáctica las prohibiciones a que se refieren los artículos 2º, 25, 26, 29, 41 y 42 de esta ley y el artículo 115 A de la Ley de Tránsito, en ambos casos junto con las medidas y sanciones que les son aplicables. La infracción a lo dispuesto en el inciso precedente se sancionará con multa de una a tres unidades tributarias mensuales. En igual sanción incurrirá toda persona que deliberadamente arranque o destruya dichos ejemplares. El texto y formato del cartel serán determinados por el Ministerio de Justicia.

  • LEY DE IMPUESTO SOBRE EL ALCOHOL Y ESPECIES ALCOHÓLICAS

Título I: Disposiciones Generales.

El alcohol etílico y las especies alcohólicas de producción nacional o importada, destinadas al consumo en el país, quedan sujetas al impuesto que establece la Ley.

La Ley de Presupuesto Anual podrá aumentar o disminuir hasta en un cincuenta por ciento (50%) los impuestos establecidos en los artículos 11, 12, 13, 14 y 18 de esta Ley.

El ejercicio de la industria y del comercio del alcohol etílico y especies alcohólicas quedan gravados con los impuestos que establece esta Ley.

La artesanía e industrias populares típicas, de toda bebida alcohólica autóctona, provenientes de materia vegetal, gozarán de un régimen especial del Estado, con el fin de preservar su autenticidad y garantizar la repoblación de la especie.

A los efectos de esta Ley, se entenderá como producción artesanal aquellas efectuadas por persona natural, cooperativas y demás formas asociativas de la organización y economía social a través de la utilización de artes o técnicas tradicionales, en las que predomine el trabajo manual, para transformar materias primas de origen vegetal cultivadas en la República Bolivariana de Venezuela con el objeto de obtener bebidas alcohólicas aptas para el consumo humano. La producción artesanal obtenida no debe superar los veinte mil litros (20.000) en un año calendario, de conformidad con el Reglamento de la presente Ley.

La creación, organización, recaudación y control de los impuestos sobre alcohol y especies alcohólicas quedan reservados totalmente al Poder Nacional.

El Ejecutivo Nacional dictará normas generales para restringir o prohibir el establecimiento o ejercicio de las industrias y expendios a que se refiere esta Ley y establecer medidas de seguridad y sistemas de control de los mismos, tomando en cuenta la naturaleza y ubicación de estos establecimientos, la densidad y características de la población donde se establezcan, el interés fiscal, el orden público y las buenas costumbres.

A los fines de limitar la propaganda sobre bebidas alcohólicas, el Ejecutivo Nacional mediante decreto reglamentario dictará las normas de control y vigilancia que considere pertinentes.

Queda prohibida la introducción en el territorio de la República de alcohol etílico y especies alcohólicas cuyo uso y consumo no esté permitido en el país de origen.

El alcohol etílico y las especies alcohólicas que se importen deberán venir acompañados por un certificado de origen, conforme se determine en el Reglamento de esta Ley.

El Ministerio de Finanzas determinará la forma, condiciones y procedimientos que deben seguirse para la importación de bebidas alcohólicas.

El Ministerio de Finanzas establecerá los requisitos que hayan de cumplirse para el ejercicio de la industria y comercio del alcohol etílico y especies alcohólicas.

3.2.2 COMPONENTES POLITICOS- SOCIAL-LEGAL.

  • POLITICAS DE ALCOHOL Y DROGAS.

El Alcoholismo y el abuso de drogas empeoran indudablemente el problema del control de las lesiones, y son preocupación del especialista de seguridad.

El alcoholismo se define como “ una enfermedad crónica y progresiva, que se manifiesta en la ingestión repetida e incontrolada de bebidas alcohólicas por encima de los usos sociales y dietéticos habituales.

El alcoholismo se caracteriza por la dependencia en la relación con el alcohol como droga, hasta el extremo que interfiere con la salud, la seguridad y/o la realización del trabajo por parte del alcohólico”. “Se define el alcoholismo como una enfermedad en que el consumo de bebidas alcohólicas por parte del trabajador interfiere clara y repetidamente con la realización de su trabajo y/o con perjuicio para su salud”.

La dependencia de otras drogas es definida como “ una situación producida por el uso repetido de una droga, y caracterizada por la dependencia psicológica fisiológica, hasta el extremo de interferir constantemente con la salud, seguridad, y/o el trabajo del usuario”

  • POLITICAS

Es responsable de proteger el medio ambiente, la salud ocupacional y la seguridad industrial de nuestra gente, clientes y comunidades, es por ello que con el fin de cumplir con este compromiso y siendo consientes de que el uso de alcohol y drogas puede afectar el desempeño de nuestro trabajo, fija la siguiente política, La cual será un requisito de trabajo para todos los empleados y contratistas de la compañía:

  • Queda estrictamente prohibido el consumo de alcohol y drogas, por parte de los empleados y contratistas, durante las horas de trabajo, sean estas dentro o fuera de las instalaciones de la misma.
  • El uso ilícito de drogas legales o el uso, posesión, distribución y venta de drogas ilegales por parte de empleados y contratistas en las instalaciones de la compañía o en el desarrollo de sus negocios, está estrictamente prohibido.
    • La venta o posesión de alcohol por parte de los empleados o contratistas no está permitida en instalaciones de la Compañía, o en los lugares en que se encuentren desarrollando trabajos.
    • Cuando la Gerencia así lo solicite, se requerirá de pruebas de alcohol y drogas como requisito para ingresar a la compañía.
    • Se realizarán pruebas al azar de alcohol y drogas durante las horas de trabajo. Todo empleado o contratista será sometido a estas pruebas, poniendo mayor énfasis en empleados en posiciones de trabajo de alto riesgo.
    • Se podrán efectuar pruebas de alcohol y drogas por solicitud de los respectivos supervisores de línea a empleados y contratistas.
    • Es responsabilidad de cada empleado asegurarse que mientras este en servicio no se encuentre bajo los efectos del alcohol (cero alcohol), droga o cualquier medicina que pueda influenciar negativamente su conducta.
    • Esta política también se aplicará a todos los contratistas y subcontratistas de Camacho Vásconez por lo que formará parte de todos los contratos de Trabajo y de prestación de servicios. Así mismo, deberán estar comprometidos con la implementación de esta política dentro de sus organizaciones.
    • Sobre la base de presentarse por primera vez bajo la influencia del alcohol o drogas, o que la prueba resulte positiva, el empleado suspenderá sus labores diarias y se presentará al día siguiente ante su supervisor inmediato y el Gerente de Línea, recibiendo una advertencia verbal y escrita (copia a RRHH). La primera vez no será motivo para culminación del contrato, pudiendo continuar en sus labores, siempre y cuando exista un cumplimiento futuro de los Procedimientos.
    • Siendo un requisito de contratación, negarse el empleado a para sospechar la utilización de bebidas alcohólicas, drogas, sustancias alucinógenas enervantes o que creen dependencia, constituirá también motivo suficiente para imponer de inmediato una sanción disciplinaria que irá desde la suspensión temporal en el trabajo, hasta la cancelación, por justa causa, del contrato de trabajo, de acuerdo a las circunstancias.
    • La terminación del contrato de trabajo ocurrirá bajo las siguientes circunstancias:
  • Resultar positiva por segunda vez la prueba.
  • El uso, posesión, distribución o venta de alcohol y drogas ilegales en negocios o instalaciones de la compañía.
  • Negarse a la realización de pruebas en sitio o de laboratorio para comprobar La utilización de bebidas alcohólicas, drogas, sustancias alucinógenas enervantes o que creen dependencia es causa justa de terminación del contrato.
  • En el caso de contratistas y subcontratistas de Camacho Vásconez S.A., que se presenten bajo la influencia del alcohol o drogas que afecte su desempeño, se exigirá el cambio inmediato del personal involucrado.

Finalmente todo trabajador o contratista que desee vincularse a la Compañía,

se comprometerá en el momento de firmar el correspondiente contrato, a aceptar y cumplir lo dispuesto en esta política por medio de anotación en el contrato dejándose, adicionalmente, constancia de haber recibido copia de estas políticas.

  • POLITICA SOBRE EL ALCOHOL

Algunos de los muchos problemas asociados con el alcohol y la industria del alcohol son obvios (manejar en estado de ebriedad), mientras que otros son menos aparentes (tales como los anuncios de cervezas que incitan a beber.

El uso de alcohol tiene impactos negativos hacia muchas personas dentro de la sociedad, especialmente a los menores de edad que son bebedores y alcohólicos. Otros problemas relacionados incluyen el aumento del crimen y la violencia, mala salud, accidentes automovilísticos y otros daños y muertes.

La buena noticia es que existen soluciones. La prevención ambiental es una estrategia muy poderosa para reducir los problemas de alcohol cambiando el ambiente social y físico donde vivimos. Esto cuenta con el apoyo de las políticas de alcohol efectivas, legislación y medidas voluntarias para reducir el daño causado por la distribución de alcohol, comercialización y promoción. Existen muchos otros medios y recursos que puedan ayudar en lograr cambios.

  • POLITICA SOBRE LA SALUD Y LA ENFERMEDAD CONTRA EL ALCOHOL

Política y Crimen son las dos caras de una misma moneda, de aquí la imposibilidad de la Ley, que está sujeta al decreto político, para acabar con el Crimen. Insisto, pretender que se demuestre lo que se ve todos los días, es hacer ejercicio de una soberana idiotez. Antes, pues, de esperar en el poder político debemos adoptar nosotros nuestra propia lucha contra esos males y declararnos, respecto a nosotros mismos, guerreros a muerte contra estos tres males del infierno: Alcohol, tabaco y drogas.

Lo perfecto sería que el alcohol no se vendiese en ningún otro lugar fuera de los servicios profesionales dedicados al consumo de un líquido que, su consumo natural, no lleva más riesgos. Recitar aquí el número de los efectos malignos del alcohol sobre la personalidad, la familia y la sociedad no viene a cuento; han sido recitados ya más veces que pelos tengo en la cabeza. Hasta que una medida profesional como la señalada entre en funcionamiento debemos resolver en el mundo privado nuestro comportamiento, aboliendo por decisión propia el almacenamiento de alcohol en la casa y su consumo en casa restringido exclusivamente a las fiestas familiares. El organismo humano está perfectamente preparado para el consumo de alcohol en cuanto que todas las frutas, los cereales y las hortalizas llevan alcohol. Ahora bien, como la alimentación frutícola de una variedad restringida de frutos acaba por minar la salud, el consumo diario de alcohol es un agente destructor de esa resistencia tras la cual procede el alcoholismo.

Añadámosle a esto que a causa de la naturaleza criminal de los productores el alcohol apenas si existe en una botella, reduciéndose todo a química, y tendremos, aparte de una causa de enfermedad, psíquica y física, otra razón para abolir su almacenamiento casero y centrar su consumo en los sitios especializados. Derribada la producción criminal de la química alcoholizarte el producto volverá a ser alcohol y su compra en los establecimientos especializados procederá con la garantía del que sirve lo que vende y no cobra por lo que no tiene.

Es decisión personal, decimos, abrir esta batalla, en cuyo campo tenemos al enemigo, una alianza entre política y riquezas, que se vale de nuestra situación de esclavos, objetos de la lucha de la supervivencia en la selva en que han convertido nuestra Civilización, para destruirnos como hombres, reventar nuestras familias y mediante la alcoholización de nuestras sociedades reducir nuestra capacidad de gobierno al vacío que a ellos les da todo el Poder.

Ningún almacenamiento de alcohol en casa; no beber jamás delante de los hijos, sino en los lugares reservados para el consumo de alcohol; cuando quieras una cerveza, vete al bar; cuando hagas fiesta de familia en casa, compra el alcohol en los lugares especializados, de la misma manera que compras la buena carne en la carnicería, y jamás en los supermercados, donde venden veneno, pura química. La alianza entre productor y vendedor, que es el supermercado, no entiende de tu salud, sino de tu dinero, y confìa en que el poder político te ha idiotizado por decreto lo suficiente para que no entiendas la diferencia entre salud y dinero, y te creas que la salud es el dinero y si tienes dinero estás sano y si no lo tienes estás enfermo.

De cada cual depende ser un idiota o una persona inteligente. En las escuelas no se enseña a ser inteligente. Depende del signo político se enseña a ser un borrego o un hombre libre. La misión sagrada de todos los padres y las madres es dirigir el desarrollo físico y mental de sus hijos contra la tendencia antipersonal laxante de todo ciudadano de la clase media para abajo que la escuela política, es decir, estatal, ha optado por modelo.

Cada borrachera es una pared llena de libros y de instrumentos de cultivo de la inteligencia de los hijos que los padres tiran al fuego donde sus gobiernos los queman.

Nadie trata de hacer genios, sino que sea el que sea su camino en la vida nuestros hijos sean hombres libres y no borregos idiotizados que beben porque beben los compañeros, y fuman porque es lo que hacen los colegas, y se drogan porque el que no se droga es un fascista. Luego, cuando la cruz de la enfermedad y de la tragedia familiar pega en la puerta, esa alianza entre riquezas y política se limpia las manos y allá el idiota va camino de su Gólgota.

Nadie espere que el poder constituido por esa alianza bendiga este fin sagrado ni encamine el futuro hacia la perfección. Tenemos la ventaja que nadie puede imponernos fumar, beber y drogarnos, y menos obligarnos a iniciar a nuestros hijos en esas tres ciencias del infierno. Mientras tanto el que tiene un negocio especializado en la venta y consumo de alcohol que cribe por cuenta propia y con el poder de su decisión condene a su caída a quienes venden veneno en razón de los beneficios que reporta el tráfico con la salud. Pues no tardará en llegar el día en el que quien trafique con algo que dice ser una cosa y no lo es ni cumple una norma de salud, será considerado, lo mismo quien lo produce que quien lo trafica, fuera de la ley, y como tal delincuente tratado.

Lo perfecto sería que desde el Poder que nos corresponde escribir y firmar en referéndum universal la ley por la que queda abolida la venta de alcohol en supermercados, grandes superficies y tiendas, limitando la venta y consumo a bares, restaurantes y tiendas especializadas en la venta de vinos y alcoholes. Y escribir y firmar la penalización sobre toda la línea de producción-distribución de alcoholes y vinos químicos, sucedáneos de los naturales que en sí no son más que venenos destructores de la salud humana.

Las leyes que nos afectan a todos deben ser escritas y firmadas por todos, no en representatividad sino en Referéndum Universal. Y desde este Poder Perfecto de la Democracia Cristiana debemos proceder a borrar del código político todos los decretos dictados a favor y en pro de los verdaderos amos de los Gobiernos que, según dicen, nos representaban y nos representan.

El alcoholizado, pasivo o activo, no piensa más que en el alcohol; el hombre sano, al no tener que pensar en el alcohol, piensa en otras cosas, y estas cosas en las que piensa el hombre sano y libre es el enemigo número uno de la alianza Capital-Partido Político que el Socialismo representa, el Liberalismo bendice y el Capitalismo tiene por norma. Únicamente una Democracia Cristiana donde la Ley se firma por Referéndum Universal puede plantearle a la Sociedad un futuro de Salud, físico e intelectual, y a la Civilización un camino abierto a un horizonte en constante y continuo crecimiento.

El alcohol destruye la parte más vital del ser humano, el cerebro. El hombre es lo que es por su cerebro. Destruida su funcionalidad por el alcohol, en todo o en sus partes, lo que queda es un desecho en el caso extremo, y un humano de capacidad pensante reducida en el caso más común y generalizado.

Dije arriba que no iba a meterme en una radiografía de los efectos del alcohol sobre la personalidad, la familia y la violencia social. Es curioso, sin embargo, cómo siendo un problema número 1 de nuestros días ni los profesionales de la Medicina, ni los científicos de la política, ni los mas media, ni nadie en absoluto para ser más directos, se preocupe de luchar contra este enemigo universal de la civilización, a no ser para recoger los restos, que es para lo que sirven las sociedades antialcohólicas.

Teniendo estos enemigos tan poderosos delante es por lo que dije que si el Fin es la Ley por Referéndum, no por Decreto, el principio del fin de esa enfermedad llamada alcoholismo social comienza en nuestras vidas privadas, en nuestras casas, delante de nuestra familia.

Cuando compres, sea vino o alcohol en cualquiera de sus formas, no compres veneno.

3.3 INTERVERCIÓN DEL TRABAJADOR SOCIAL

A continuación vamos a ver cuáles son las funciones y la labor del trabajador social.

  • Atención terapéutica
  • Relaciones institucionales
  • Ejecución y seguimientos del programa
  • Búsqueda de recursos
  • Elaboración de proyectos
  • Mejorar la dinámica asociativa
  • Dar a conocer la problemática a la comunidad

Además, en la intervención social se estudia (acogida, recogida de datos diagnóstico inicial), ejecuta (programas, derivación, coordinación, asesoramiento, animación, movilización de recursos) y la evaluación (continua y ayuda a corregir errores).

Al mismo tiempo, no solo trabaja en esta asociación la trabajadora social, se cuenta con un Equipo Técnico Multidisciplinar formado por un médico y dos psicólogos, que trabajan en la desintoxicación, deshabituación y reinserción social.

  • ESTUDIOS DE FACTORES SOCIALES PRINCIPALMENTE:
  • Cómo se percibe el problema de salud por parte de la persona.
  • El impacto que éste provoca al individuo y/o familia.
  • Las repercusiones de los factores sociales en el proceso de enfermar.
  • La detección del estrés psicosocial y su afrontamiento.
  • La familia y sus relaciones.
  • El contexto. Entorno/medio físico
  • Red social de apoyo.
  • Análisis de recursos (personales, familiares, sociales, institucionales) de acuerdo a cada situación. Valoración de potencialidades

2º- DIAGNÓSTICO SOCIAL

Consiste en la comprensión de la situación del paciente en sus aspectos internos y externos e implica reflexionar y valorar sobre los tres elementos interrelacionados: la persona, el problema y la situación, para establecer las hipótesis de intervención. El proceso de diagnóstico se da de forma simultánea con la intervención siendo incluso parte de ella.

Incluye:

  • Identificar los problemas sociales y factores de riesgo social.
  • Relacionar los factores causales.
  • Priorizar las actuaciones
  • Valoración de la posible evolución

3º- INTERVENCIÓN SOCIAL

Se trata de establecer y realizar el plan de intervención con el usuario, con relación a su afrontamiento personal y del entorno.

La intervención establece objetivos e intervenciones a corto y medio plazo, junto con el usuario, y estrategias para modificar su situación.

Las intervencionesfundamentales se describen en el siguiente apartado.

4º- EVALUACIÓN

Es un proceso continuo, en el que se analiza el grado de consecución de los objetivos propuestos en el plan de intervención y el usuario participa junto con el profesional o profesionales que han intervenido. Incluye:

  • La evaluación del proceso y de los resultados.
  • Finalizar la relación de ayuda, ya sea porque se ha producido Un adecuado grado de resolución del/los problemas del Usuario/a o por decisión del mismo.

3.3.5 FUNCIONES E INTERVENCIONES DEL TRABAJADOR SOCIAL EN EL ÁREA DE ATENCIÓN DIRECTA.

Las funciones que se desarrollan con la presencia del usuario son:

  1. Estudio de los factores sociales para establecer una valoración diagnóstica y el plan de intervención con el paciente y con la Unidad de Atención Familiar (UAF) en aquellos casos que lo requiera.
  2. Movilizar y potenciar los recursos internos (capacidades) y externos de las personas para que afronte adecuadamente la situación de salud: estrategias de afrontamiento personal y fomento de la Red social de apoyo (formal e informal).
  3. Información al paciente/familia sobre los servicios, programas de salud y los recursos comunitarios existentes promoviendo el buen uso de los mismos.
  4. Canalizar al paciente/familia poniéndolo en relación con otros que sufran el mismo problema y/o grupos de ayuda mutua existentes.
  5. Mediación en los conflictos del paciente con su entorno y con relación al proceso (relación con el sistema sanitario, acuerdos familiares, organización de cuidados).
  6. Evaluación por problemas abordados, concretando lo más posible.

En esta Área, el Trabajadora Social también realiza funciones Estas son:

  1. Coordinación Interinstitucional con los recursos que están implicados en la intervención ya sean públicos, ONG o privados.
  2. Coordinación Infra institucional con otros servicios del sistema (Salud Mental, Salud laboral, Inspección, )
  3. Realización de Inter consultas con otros miembros del EAP.
  4. Investigación y estudio de documentos e informes que permitan una visión amplia y veraz de la situación.
  5. Utilización de soporte documental (historia de salud, fichas, estadísticas, informes). Realizar informes sociales.
  6. Participación en actividades de planificación y organización de los servicios.

Intervenciones.

La intervención es el desempeño de un papel para modificar o condicionar acontecimientos o resultados, del trabajo social y equivalente al tratamiento en términos sanitarios. Algunas de las intervenciones a desarrollar en el procedimiento de trabajo.

  • Suministrar información. La información debe ser actualizada y exacta; cuando se deriva a un usuario a otros organismos recursos (asociaciones de enfermos, hospitales, servicios de atención al paciente…) es necesario comprobar la exactitud de la información antes de derivar al mismo. Otra modalidad es suministrar información escrita en forma de folletos o dípticos informativos, información de recursos socio sanitarios y actividades relacionadas con promoción y prevención de salud. El suministro de información es uno de los puntos clave del proceso de solución de problemas y de toma de decisiones.
  • Dar explicaciones. Las explicaciones tienen como finalidad aclarar, reconciliar o interpretar acontecimientos con vistas a facilitar una mayor comprensión. Las explicaciones pueden adoptar tres formas: instrucciones, demostraciones y explicaciones verbales. Dar explicaciones como forma de abordar las necesidades afectivas es una función habitual en nuestra práctica en la medida en que las necesidades afectivas están estrechamente ligadas al conocimiento, aceptación/rechazo de diagnósticos, tratamientos.
  • Proporcionar asesoramiento/orientación. Consiste en dar recomendaciones o instrucciones sobre el tema planteado en una o varias líneas de acción, para lo cual es necesario tener unos conocimientos de leyes, de los derechos sociales y de los servicios comunitarios (Ley General de Sanidad, Derechos y Deberes de los usuarios, Oficina de Defensa de los derechos de los Usuarios sanitarios…). En el asesoramiento hay que tener presente la situación y expectativas personales del individuo, incluido su contexto cultural y social.
  • Re contextualizar. Supone tomar los mismos hechos pero situándolos en un contexto o marco diferente, de esta forma el sentido de las mismas cambian por completo y ayuda al usuario.
  • Realizar interpretaciones. Las interpretaciones consisten en hacer una lectura profesional de los hechos relatados. Bien expresadas tienen un valor especial a la hora de ayudar a tener una mejor comprensión de sí mismos.
  • Negociar. Se trata de lograr algún tipo de acuerdo o entendimiento con relación a cómo se entiende el problema y las formas de superarlo así como llegar a un acuerdo entre dos personas implicadas en el problema planteado.
  • Persuadir. Crear la posibilidad de cambio a través de adoptar un enfoque directivo: en situaciones de abandono, negligencias, maltrato a menores o personas con discapacidad
  • Prestar asistencia práctica. Ayudar a acceder a recursos que de otro modo sería difícil acceder (elaboración de informes, lecturas e interpretación de documentación y/o expedientes en trámites, cartas, )
  • Proporcionar apoyo emocional. Dar respaldo adecuado en periodos de tensión, estrés o crisis que incluye la derivación en casos con patologías con afectación emocional (impacto de una enfermedad, duelo, síndrome de sobrecarga del cuidador).
  • Garantizar cuidados sociales. Es decir preocuparse por el bienestar de la persona tanto dedicando atención a las necesidades que sean de la competencia del TS, como procurar la ayuda que precisa ante la necesidad de cuidados sociales.
  • Dar ánimo y seguridad. Ayudar al usuario a ir hacia una línea de acción, experiencia, pensamiento o ayudar a cómo aprender de ellos. Infundir ánimos de forma positiva. Ayudar a aceptar la enfermedad especialmente si es incapacitarte o terminal.
  • Formar en Habilidades Sociales. Consiste en un proceso de aprendizaje que se emplea para ayudar a los usuarios a dominar comportamientos que les hacen vulnerables al aislamiento o la exclusión o para ampliar o desarrollar habilidades que precisan, sin olvidar las diferencias sociales o culturales entre el usuario y el profesional.
  • Contener la ansiedad. Actuar de receptores de los pensamientos y sentimientos de los usuarios de manera que se ayude a que éstos sean más controlables. Requiere empatía, escucha activa, hacerse cargo de las preocupaciones que se expresan dando la sensación de que la persona no está sola. La ansiedad es una constante en nuestro trabajo con el usuario por lo que es una intervención habitual.
  • Mediar/Facilitar. Asegurar que distintas partes se comunican entre sí, buscando alcanzar acuerdos aceptables para todos.
  • Educar. Proceso intencional por el cual se aprende a tomar conciencia de la realidad y entorno que las rodea, ampliando conocimientos, valores y habilidades que permitan desarrollar sus capacidades para adecuar sus comportamientos a la realidad.

3.3.6 DIFERENTES PUNTOS QUE PUEDE TRABAJAR EL TRABAJADOR SOCIAL:

  • DESDE EL MEDIO INTERNO DEL TRABAJO:
  • Analizar todo tipo de problemas presentados por el productor, cuya causa de los mismos pueda ser el alcoholismo.
  • Conseguir un buen nivel de información, divulgación y mentalización sobre los problemas derivados de esta enfermedad.
  • Campañas de Seguridad sobre el área de alcoholismo.
  • Reuniones y colaboración con los técnicos y mandos, así como compañeros, que informen y que ayuden a conocer el problema del alcohol.
  • Colaboración con los alcohólicos rehabilitados en la recuperación de otros compañeros.
  • Elaborar documentación e informes de mentalización de la enfermedad.
  • Colaborar con los Servicios de Prevención.
  • DESDE EL MEDIO AMBIENTE SOCIAL ESTABLECER CONTACTOS CON:
  • Organismos, Centros Hospitalarios de Rehabilitación.
  • Abogados, Parroquias, Vecinos y otros grupos y profesionales.
  • DESDE EL MEDIO FAMLIAR ESTABLECER CONTACTOS CON:
  • Las esposas.
  • Los hijos.
  • Los pacientes.
  • Los amigos que nos puedan colaborar.

Estoy de acuerdo con las personas que piensan que debido al comienzo prematuro de la toma de alcohol se debe sensibilizar a niños/as en los colegios desde la educación primaria. Pienso, que si ya con 12 años se empieza a beber, la información llega tarde o no llega. Bajo mi punto de vista, existe un gran problema actual en las familias, ya que no educan de la forma adecuada, no se puede decir “Juan, no fumes que es malo” o “Juan no bebas que no es bueno” y a los 5 minutos fumarte un cigarro y beberte dos vasos de vino.

Terminaré diciendo que lo malo no es beber, sino beber en exceso y sin control, frase que todos los jóvenes debemos aplicar cuando salimos de fiesta.

 

CONCLUSIONES.

Después de habernos compenetrando a fondo sobre los factores que inciden en el alcoholismo a través del presente estudio. Ya que es un tema muy común en nuestra sociedad, además de ser algo que día con día va creciendo.

El alcohol, ahora los jóvenes lo vemos como algo normal, algo que se consume cada fin de semana sin problema. Comentaba que el 80% de los pacientes tienen problemas de principio de alcoholismo por el frecuente consumo de alcohol.

Siento que en esta época han cambiado mucho las costumbres para nosotros los jóvenes ahora tenemos demasiada libertad lo cual puede ocasionar el libertinaje.

Donde sería una forma de escapar de los problemas o también para cambiar de personalidad ya que “se supone” que te permite tener más valor para las diversas cosas.

Al término de esta investigación hemos informar sobre todas las consecuencias que puede ocasionar el consumo de alcohol excesivamente. Así como los malestares que puede ocasionar en nuestra vida.

hemos podido percatar que este problema surge en muchas ocasiones porque los “amigos” lo dicen por tanto lo imitamos, porque así creemos que estamos en la onda, Otro problema que influye, son los problemas

personales (con la familia, la sociedad,) y sobre todo con ellos mismos.

  • Así mismo podemos decir que si uno tiene fuerza de voluntad y si quiere, puede dejar de tomar, con ayuda de expertos, tratamientos, centros de apoyo y sobre todo comprensión familiar.

En forma de conclusión podemos decir que la falta de tolerancia y el consumo de sustancias, en pequeñas cantidades pueden producir efectos muy intensos. De todas las sustancias adictivas que se asocian al consumo de alcohol, y otras drogas ilegales, destacando que dicho consumo no existe influencia con las relaciones familiares pero que si afecta el organismo humano.

Quizás mucha gente piensa que mientras que no se conviertan en alcohólicos, las consecuencias de beber frecuentemente y en altas dosis no son tan alarmantes, pero los estragos del alcohol pueden ser graves y muchos de ellos irreversibles. El alcoholismo es una enfermedad crónica, progresiva y a menudo mortal, es un trastorno primario y no un síntoma de otras enfermedades o problemas emocionales. Donde con estos resultados consideramos que el alcohol es un importante del problema de la salud pública.

Aprendimos que el alcohol es un tema muy complejo, y no es tan sencillo como todos creíamos. Este puede traer varias consecuencias, inclusive trastornos que nos perjudicarían toda la vida. También aprendemos más de lo que puede hacer el alcohol, en un momento dado como nuestra situación social, psicológica y física a la hora de ingerir bebidas alcohólicas.

  • Vemos que la interrelación con la población, debe hacer captación de los grupos de riesgo para futuros alcohólicos y trabajar con ellos, especialmente con los pacientes del centro de rehabilitación para que puedan desempeña un papel fundamental en el diagnóstico precoz del alcohólico y en la atención específica de esta afección, pero sobre todo, en la prevención de esta enfermedad y en la educación para la salud de todos, haciendo énfasis en la alimentación y nutrición adecuadas para mantener un estado nutricional normal.

Para su calidad de vida y su salud están determinadas por no beber una gota de alcohol, desempeñando un papel muy importante la labor educativa a pacientes y familiares, en cuanto a la enseñanza de los efectos dañinos del alcohol y sus consecuencias, para evitar recaídas, y la atención directa de la familia.

Ha sido considerado como un síntoma de estrés social o psicológico, o un comportamiento aprendido e inadaptado. El alcoholismo ha pasado a ser definido recientemente, y quizás de forma más acertada, como una enfermedad compleja en sí, con todas sus consecuencias. Se desarrolla e incluye la preocupación por la disponibilidad de alcohol, lo que influye poderosamente en la elección por parte de las amistades o actividades. Así concluimos que el alcoholismo es muy grave y que por lo tanto debemos de tratar de evitar realizando actividades que nos lleven a mantener una buena vida.

  • La juventud es una etapa muy importante de la vida en la que hombres y mujeres se van descubriendo en forma espontánea y rápida a ellos

mismos. Algunos lo hacen sin grandes tropiezos, avanzando en la formación de la personalidad que les permitirá ser, ya mayores, gente útil a la sociedad de la que formarán parte.

Otros, en cambio, no tendrán tan feliz destino y se verán acorralados por circunstancias poco favorables y a veces tristes. Entre ellos están los alcohólicos predispuestos tempranamente a que esta terrible enfermedad los atrape en esa etapa jovial de sus vidas.

Los caminos que los llevan a vivir experiencia tan terribles que son muchos y variados. Pero actualmente el mundo que nos toca compartir está demostrando que el alcoholismo ya se ha instalado con vigor en la juventud, sumiéndola en tantas circunstancias que, años atrás, estaban reservadas a gente de mayor edad. También estamos asistiendo a la triste evidencia de que el alcoholismo ya ha dejado de ser una cosa propia y casi exclusiva de los hombres. Hoy son muchas las mujeres que lo padecen y, entre ellas, la franja que incluye a las jóvenes que se muestra sin ningún disimulo.

  • Luego de haber realizado dicho análisis, concluimos que el alcoholismo es una problemática que afecta en un mayor porcentaje a los jóvenes y a los adultos sin importar el sexo. Esta problemática causa en ellos diferentes modos que se verán reflejadas claramente en nuestra encuesta. Estas actitudes producidas por el efecto del alcohol llevan muchas veces a los consumidores, es decir a los jóvenes que consumen bebidas alcohólicas, a cambiar su personalidad de forma brusca, ya que los desinhibe, los violenta, entre otros.

Está probado que el consumo de alcohol en forma moderada es favorable para la salud y para la interacción social, pero si el consumo es desmedido los efectos son totalmente opuestos ya que se vuelve perjudicial para la salud y un problema para la vida en sociedad.

En la sociedad moderna el alcohol está visto por la juventud y las personas adultas como una fuente de inspiración y de diversión que tiene muchas utilidades, como por ejemplo para ahogar penas, para olvidar, para disfrutar más, para estar más suelto. Estas creencias están instaladas hoy en día en la mentalidad de los jóvenes, pero seguramente han tenido un origen, es decir que algo o alguien ha alimentado estas creencias con algún fin.

 

RECOMENDACIONES

Nuestra recomendaciones van dirigida a la prevención de los alcohólicos y al tratamiento de los pacientes internos en el centro de rehabilitación Costa de Oro”

  • Que la directiva del centro con la colaboración de educación y los grupo que promuevan campañas de educación orientada logren una conciencia clara sobre la responsabilidad de los pacientes para tener una buena orientación de su misiones y sobre todo la importancia de la integración familiar para llegar a la armonía y a una buena estabilidad familiar.
  • Que se dote al centro mayor personal profesional y técnico, con la debida capacitación, para que se lleve a cabo una acción más eficaz encaminada a intervenir más directamente y con mayor decisión, en el tratamiento de los pacientes del centro que se encuentran en rehabilitación.
  • Que se aumente la cantidad de trabajadora social en el centro, ya que su cargo está dirigido a estimular, fortalecer y fomentar las relaciones Inter- familiar, para evitar el quebrantamiento de vínculos entre las familias y los pacientes del centro, mientras estos permanezcan en el centro.
  • Que en el centro se emprendan un buen sistema de orientación, capacitación, recreación y de algunas formaciones técnicas que le permita organizarse y llevar una buena vida ya sea propia o familiar. También caracterizar a la población de la problemática del alcoholismo mediante medidas preventivas como divulgación de información en contra del alcoholismo a través de folletos, trípticos, o cualquier otro medio.
  • Que la mayor parte de las personas dependientes del alcohol pueden rehabilitarse de manera que puedan llevar vidas productivas mientras se abstengan a ingerir alcohol en cualquiera de sus formas. E implantar programas dentro y fuera de las instituciones educativas con el fin de empezar a sembrar la semilla en las futuras generaciones y buscar nuevas soluciones para comportarse de tal manera que nunca se sientan avergonzados o arrepentidos de las conductas asumida.

 

BIBLIOGRAFÍA

  • LIBROS1. ALANO, GUIA PARA UN ALCOHOLICO, 19912. AGUILAR, EZEQUIEL COMO ELABORADOR DE UN PROYECTO

    EDICIONES 1996.

    3. ARRIOLA, JORGE LUIS, INTRODUCCION AL ESTUDIO DEL

    ALCOHOLISMO COMO PROBLEMA SOCIAL. EDICIONES 1952.

    4. CASTILLO, ERNESTO J. TECNICA DE METODOLOGIA, 1962

    5. DAVID PEDRO INVESSTIGACION Y TECNICA. EDICIONES,

    BUENOS AIRES, 1979

    6. ENCICLOPEDIA ENCARTA 2000

    7. ROSALES, JOSE LUIS EL ALCOHOLISMO TEORIA DE LA

    COMUNICACIÓN. EDICIONES, SALAMANCA, 1994.

    8. QUIROS, BERNALDO TORIA DE LA INTEGRACION SOBRE EL

    ALCOHOL. EDICIONES 1980.

    9. RANGEL, RICARDO. ESTUDIO DE LA ATENCION A LOS

    ALCOHOLICOS. EDICIONES 1994.

    10. VILLA, JULIA LISETTE. ESTUDIO SOBRE EL PLANTEAMIENTO

    DEL PROBLEMA. EDICIONES 1997.

    OTRAS PUBLICACIONES

    1. WWW. WIKIPEDIA. ORG / WIKI / ESTUDIO_ TRANVERSAL.

    2. WWW. SLIDESHARE. NET / PURUXONA / LA MUESTRA.

    3. HTML. RINCONDELVAGO.COM / ALCOHOLISMO_22, HITML.

    4. WWW. MONOGRAFIA .COM.

    5. WWW. MONOGRAFIA.COM./ TRABAJO / ENSO / ENSO. SHTML.

    6. WWW. ENFERMEDADES SOCIALES Y ALCOHOLISMO. COM

     

    EL ALCOHOLISMO

    [image]

    El alcoholismo consiste en un consumo excesivo de alcohol de forma prolongada con dependencia del mismo.

    [image]

    Los adolescentes de la era moderna tienen muchos contactos a menudo con las drogas debido a los ambientes en los que puedan estar insertados y sus malas compañías.

    ALCOHOLISMO Y SU EFECTO EN LA SALUD

    [image]

    [image]

    En realidad, se sabe que el abuso del alcohol puede provocar hasta 60 diferentes enfermedades.

    ALCOHOLICOS ANONIMOS

    [image]

    Si alguien tiene problemas de alcoholismo le recomiendo que se acerque a algún grupo de AA, que allí le van a ayudar, que no les dé pena ni vergüenza.

    [image]

    El nuevo decreto dificulta la venta de alcohol en presentaciones de salas de cine, exhibiciones y actos similares, además de prohibir la venta de alcohol en restaurantes cercanos a las autopistas.

VN:F [1.9.22_1171]
Clasificación: 0.0/5 (0 votos)
VN:F [1.9.22_1171]
Clasificación: 0 (de 0 votos)

Citar este texto en formato APA: _______. (2013). WEBSCOLAR. Causas y consecuencias que generan el alcoholismo. https://www.webscolar.com/causas-y-consecuencias-que-general-el-alcoholismo. Fecha de consulta: 26 de mayo de 2020.

Descargar PDF Descargar

 

Comentarios

Escribir Comentario

 

 
 
 
 
 

© 2010 - 2020 Webscolar

 


0 Flares Twitter 0 Facebook 0 Google+ 0 Email -- 0 Flares ×