Síguenos en: facebook twitter google plus rss
Ingresar  |  Regístrate
webscolar logo

Buscar Tareas sobre...

 
 
Webscolar » Historia » Las características generales de la civilización griega y romana

Las características generales de la civilización griega y romana

11 Flares 11 Flares ×

INTRODUCCIÓN

La arqueología histórica examina culturas pasadas que usaron alguna forma de escritura. Los arqueólogos históricos usan documentos escritos como parte de su investigación, y suelen trabajar en colaboración con los historiadores. Este tipo de arqueología se desarrolló primero en América del Norte y en Inglaterra. Continúa creciendo en esos dos lugares pero también se está empezando a practicar en muchas otras partes del mundo.

 

La arqueología Clásica examina la civilización Griega y la Romana. Durante el siglo XIX el arqueólogo alemán nacionalizado americano, Heinrich Schliemann, lideró varias expediciones en Grecia y Turquía, cerca de las costas del Mar Egeo. Schliemann excavó primero en Hissarlik, Turquía, revelando lo que él supuso eran varios períodos de la gran ciudad de Troya, que ha sido descripta en La Ilíada, la historia épica de Homero. Schliemann también excavó en Mycenae, Grecia, buscando la tumba del líder griego Agamemnón, quien lideró la batalla contra Troya en la guerra Troyana. Su estilo de investigación era bastante bruto, sus excavaciones eran rápidas, ocupaban grandes porciones de los sitios. Este destrozo no hizo más que ganarle la antipatía del gobierno turco.

 

Muchos otros arqueólogos siguieron a Schliemann y llevaron adelante investigaciones más cuidadosas y científicas en las orillas del Mar Egeo. La arqueología Clásica contemporánea en Europa se ha focalizado en objetivos menos ambiciosos y más plausibles de ser cumplidos: se han centrado en estudiar la vida cotidiana de los ciudadanos comunes de esas grandes civilizaciones.

 

En este trabajo veremos algunas de las civilizaciones antiguas tales como la Griega y la Romana en donde la civilización griega es una de las grandes etapas de la cultura de todos los tiempos. Forma una continuidad con la civilización romana. El mundo occidental es un heredero de estas dos civilizaciones y la Civilización Romana es un pequeño pueblo rodeado de culturas superiores como los Etruscos, de origen desconocido, de los que Roma recibe una gran influencia (arco de medio punto, bóveda de medio cañón). Escaso desarrollo social, económico y político. En manos de Tirano, el sistema cambia.

 

CIVILIZACIÒN ANTIGUA DE GRECIA

 

Orígenes de la Civilización griega

Los orígenes de la civilización griega estarían en la isla de Creta, al sureste del Peloponeso, a partir del 2100 a. C. aproximadamente, donde se desarrolla la civilización Minoica, nombre tomado del legendario Rey Minos, que se asocia a la leyenda del Laberinto y el Minotauro. Los Aqueos, pueblo guerrero invade y somete por las armas a los cretenses y luego extienden su dominio a la península del Peloponeso, pero lentamente se transculturizan y adoptan la cultura helénica, es el tiempo de los Reyes Guerreros, hechos hermosamente relatados por Homero, en la Iliada y la Odisea, como por ejemplo: la guerra de Troya.

 

Otros pueblos invaden la península de los Balcanes, ocupando diversos territorios de Grecia y Asia Menor, siendo los principales los eolios, los jonios y los dorios. Entre los siglos VIII y V a.C. la Península de los Balcanes se hace insuficiente para contener y alimentar a la creciente población helénica, por lo que comienza la migración y el poblamiento paulatino de todas las costas del mar mediterráneo. La región hoy día llamada Grecia no parece haber sido en la antigüedad habitada de un modo estable; por el contrario, eran en ella frecuentes las migraciones, y sus habitantes abandonaban sin dificultad el territorio bajo el impulso de inmigrantes cada vez más numerosos: no existía el comercio, no había seguridad ni en las comunicaciones terrestres ni marítimas; cada tribu trabajaba sus propios campos sólo para subsistir; no disponían de dinero ni cultivaban la tierra, porque nunca sabían si caería sobre ellos un invasor que, al estar sin la protección de unas murallas, se los arrebataría todo; la seguridad de que en cualquier otra gente podrían hallar el alimento necesario para cada día, unido a las demás circunstancias, fomentaba en ellos una constante emigración, y por este mismo hecho no se distinguían ni por la importancia de sus ciudades ni por cualquier otro signo de poder.

 

Eran sobre todo las regiones más ricas las que cambiaban de población con mayor frecuencia, como, por ejemplo, lo que hoy se llama Beocia y Tesalia, y la mayor parte del Peloponeso, a excepción de Arcadia; en suma, los países más fértiles. La feracidad del suelo aumentaba la fortuna de algunos individuos, lo que provocaba revueltas que eran la causa de su ruina, hecho que los exponía aún más a los ataques de pueblos de otra raza.

 

Características de la Civilización griega

  • - Los griegos vivían en ciudades-estado independientes, entre las que se destacó Atenas, donde los hombres atenienses lograron consolidar un sistema democrático.
  • - Entre los productos básicos de la dieta griega destacan: las legumbres, cebollas, ajos, repollos, aceitunas; las frutas como las uvas (utilizadas para elaborar vino), los higos, manzanas y peras. Por ser una región bañada por el mar, constituye un producto básico de la alimentación el pescado, mariscos, calamar y pulpo.
  • - Eran de diversos tamaños y calidades dependiendo de la riqueza y condición social del propietario. En general los griegos construyeron sus casas de bloques de adobe secados al sol, con tejas de arcilla o ramas en el techo, con puertas y ventanas de madera (sin vidrios.
  • - A semejanza de varios pueblos de la antigüedad, los griegos eran politeístas. Creían que los dioses eran seres inmortales y vivían en el Olimpo, pero constantemente estaban en contacto con los seres humanos, interviniendo en su vida e incluso enemistándose o uniéndose con ellos.
  • - Los griegos celebraban grandiosas fiestas en honor de los dioses, a nivel nacional e internacional. Las fiestas nacionales más importantes eran las Panateneas y las Dionisiacas, mientras que las fiestas internacionales más destacadas eran las Panhelénicas.
  • - Los griegos fueron un pueblo de artistas, especialmente orientados a la arquitectura y escultura. Desde el punto de vista arquitectónico los griegos crearon tres tipos de órdenes: Dórico, Jónico y Corintio. En todos ellos el soporte esencial es la columna, la que marca el carácter del estilo.

 

Conquistas en Grecia

En el último periodo de la edad del bronce en Grecia (1500-1200 a.C.), el continente fue absorbiendo paulatinamente la civilización cretense. Hacia el 1400 a.C., los aqueos conquistaron y controlaron las islas y poco después también dominaron el continente, en especial la región de Micenas. Debido a las exhaustivas investigaciones de sus ruinas, la ciudad da su nombre a los antecesores aqueos, aunque también destacaron en importancia otras ciudades-estado. La guerra de Troya, descrita por Homero en la Iliada, comenzó alrededor del 1200 a.C. y probablemente fue uno de los conflictos bélicos que tuvieron lugar entre los siglos XIII y XII a.C. Puede que tuviera relación con la última y más importante invasión del norte, que ocurrió en aquel tiempo e introdujo la edad del hierro en Grecia.

 

Los dorios abandonaron las montañas del Epiro y descendieron al Peloponeso y a Creta, utilizando armas de hierro para conquistar y expulsar a los anteriores habitantes de estas regiones. Los dorios derrocaron a los monarcas aqueos y se asentaron sobre todo en las regiones meridionales y orientales de la península. Esparta y Corinto se transformaron en las principales ciudades dóricas. Muchos aqueos buscaron refugio al norte del Peloponeso, zona que más tarde se llamó Aquea.  Los que lograron huir se refugiaron en el Peloponeso, se reunieron con sus parientes en Ática y en la isla de Eubea, pero después emigraron al igual que los eolios a las costas de Asia Menor. En los siglos posteriores al 1200 a.C. la progresiva colonización de las costas de Asia Menor, primero por los refugiados procedentes de zonas ocupadas por los dorios y más tarde por los mismos dorios, convirtieron la región en parte política y cultural de Grecia. Por cada una de las tres divisiones étnicas griegas se creó una gran confederación.

 

La primera civilización dominante en las islas griegas fue la caria  que señala el comienzo del Neolítico  evolucionado en el norte, y la Edad del Bronce  en el sur. Los carios serán los antecesores inmediatos de los griegos. Este pueblo fue, ante todo, comerciante, principalmente de metales. En esta época aparecen pequeñas potencias como Troya , Siro , Tirinto  o Creta , pequeñas ciudades fortificadas que dominaban el comercio de la zona. Su organización social pasa del clan a la sociedad jerarquizada. Hacia el tercer milenio comienzan a llegar nuevos pobladores, de origen indoeuropeo, que aceptan la lengua y la civilización caria. Los danubianos  se instalan en Creta  y hacen florecer una gran civilización: la cultura minoica . Los pueblos que se asentaron en las islas griegas y en el Asia menor  se dedicaron al comercio. Eran pueblos que dominaban el arte de la navegación y se extendieron por todo el Mediterráneo . Su organización social se basaba en la ciudadanía. La república  tenía supremacía ante el clan.  La civilización se convierte en urbana y se construyen fortificaciones. Los danubianos ocuparon Creta de manera pacífica. Se abre una época de gran esplendor cultural. Se construyen palacios, como los de Cnosos , Festos  o Malia ; de gran riqueza y muy refinados. Su insularidad les hace ser confiados y construyen ciudades sin las habituales preocupaciones defensivas. La recuperación del poder de los faraones , hacia el año 2000 adC ., daba estabilidad política a la zona.

 

Aparece la escritura, aunque aún no está descifrada, vinculada a una compleja burocracia que dominaba el comercio. Creta crea una talasocracia  comercial en el Mediterráneo que llega hasta España y difunde la Edad de los Metales por toda Europa. Hacia el 1500 adC . Comienzan a navegar por el Mediterráneo las naves aqueas . Hacia el 1450 adC . Los aqueos invaden Creta, y en 1400 a.C. la civilización minoica ha desaparecido. Los aqueos crean la civilización micénica , mucho más belicosa. Su superioridad en la guerra se apoyaba en el uso de carros de combate y de nuevas armas. Pero su conquista estuvo acompañada de la asimilación de la cultura precedente. La civilización micénica se refina con el contacto, tras las conquistas. Los aqueos expanden la civilización por todo el Mediterráneo gracias al establecimiento de nuevas colonias, más o menos independientes. Pero, las ciudades construyen fortalezas y luchan entre sí. Beocia  y Micenas  controlan los accesos al Peloponeso . Se enfrentarán a Rodas , Caria  y Troya . Hacia el 1100 adC . la civilización micénica había desaparecido.

 

La desaparición de la civilización micénica favoreció el surgimiento de nuevas naciones y civilizaciones en todo el Mediterráneo, que dominaron las relaciones comerciales. Fueron los Pueblos del Mar . Los pueblos del mar tienen un origen incierto, pero están relacionados con las migraciones masivas por las guerras entre ciudades. Hacia el año 1200 adC ., por el norte comienza la invasión de los dorios  y los griegos; y los pueblos asentados, como los ilirios , filisteos , tracios , frigios , etc., terminan por huir por el mar y conquistar Palestina , Egipto , el sur de Italia  y hasta el levante español .  De todos los pueblos invasores debemos destacar a los dorios, que están en los orígenes directos de la civilización griega. Los dorios son un grupo heterogéneo que se instala en la aún más heterogénea península helénica; gracias a las alianzas que establecen con los grupos autóctonos. En su mayor parte eran griegos indoeuropeos. La invasión dórica tuvo importantes consecuencias en lo referente al régimen de la propiedad del suelo. Los conquistadores se adueñaron de todas las tierras de labor. El rey se reservó una parte de ellas; otra parte se la quedaron las personas próximas al rey; y la mayor parte fue dividida entre los conquistadores. Estos lotes eran iguales y regulares, y no se atendió a la calidad de ellos. La diversidad de los invasores dóricos y griegos, y su mezcla con la población autóctona, no permitió construir un Estado unitario, sino que se prefirió la creación de una serie de ciudades autónomas, con una cultura común, que dominaban el espacio circundante. La estructura topográfica de la región favorece esta dispersión del poder, La polis.

 

Idiosincrasia de la Ciudad espartana

La antigua ciudad, incluso en sus días más prósperos, sólo era un grupo de cinco pueblos con casas simples y algunos edificios públicos. Los pasos que conducían al valle del Eurotas se defendían con facilidad y Esparta no tuvo murallas hasta finales del siglo IV a.C. Los habitantes de Esparta estaban divididos en ilotas, quienes realizaban todos los trabajos agrícolas; periecos, una clase sometida de hombres libres pero sin derechos políticos, que principalmente eran comerciantes; y los ciudadanos espartanos, la clase gobernante política y militar, descendientes de los dorios que invadieron la zona en el 1100 a.C.

 

La guerra del Peloponeso, iniciada en el 431 a.C., transformó la rivalidad latente entre Atenas y Esparta en conflicto abierto. La derrota de Atenas en el 404 a.C., condujo a la consolidación de la hegemonía espartana sobre los estados griegos, pero los ejércitos de Tebas, a las órdenes de Epaminondas, privaron en el 371 a.C. a Esparta de su poder y de sus adquisiciones territoriales, reduciendo su territorio a las fronteras originales. Esparta se convirtió en parte de la provincia romana de Acaya y parece ser que prosperó durante los primeros siglos del Imperio romano. Los visigodos, dirigidos por su rey Alarico I, destruyeron la ciudad en el 396 d.C.  En el año 480 a.C. Atenas fue saqueada y estuvo a punto de ser destruida por los persas. Construyó otra muralla que conectaba a Atenas con su puerto. En el siglo IV a.C. aparecieron escuelas de filosofía, como la Academia de Platón y el Liceo de Aristóteles, y Demóstenes, Isócrates y otros, convirtieron la retórica en una de las bellas artes.

 

Principales manifestaciones artísticas de los griegos.

El conjunto de manifestaciones artísticas que se desarrollaron en Grecia y sus colonias entre los siglos XI y I a.C. Aunque esta cultura tuvo su origen en la civilización del Egeo, su evolución posterior la convirtió en uno de los periodos más influyentes de la historia del arte occidental. El arte griego se caracterizó por la representación naturalista de la figura humana, no sólo en el aspecto formal, sino también en la manera de expresar el movimiento y las emociones. El cuerpo humano, tanto en las representaciones de dioses como en las de seres humanos, se convirtió así en el motivo fundamental del arte griego, asociado a los mitos, la literatura y la vida cotidiana.

 

La función principal de la arquitectura, la pintura y la escultura monumental hasta aproximadamente el año 320 a.C., fue de carácter público, ocupándose de asuntos religiosos y de la conmemoración de los acontecimientos civiles más importantes, como las competiciones atléticas. Los ciudadanos sólo utilizaron las artes plásticas para la decoración de sus tumbas. Sin embargo, las artes decorativas se dedicaron sobre todo a la producción de objetos de uso privado. Los arquitectos griegos construyeron la mayoría de sus edificios en mármol o piedra caliza, y utilizaban la madera y las tejas para las techumbres. Los escultores labraron el mármol y la caliza, modelaron la arcilla y fundieron sus obras en bronce. El arte griego se divide normalmente en periodos artísticos que reflejan sus cambios estilísticos.

 

Las guerras por la hegemonía 

Entre el 431 y el 404 a.C. hubo una serie de guerras en el Peloponeso por la hegemonía del mundo griego. La suerte de la guerra hizo que la hegemonía pasase de Atenas a Esparta y a Tebas , con la ayuda persa. La democracia se resintió, y las oligarquías recuperaron su poder. El mundo griego entró en crisis. De esta crisis sale favorecida una pequeña potencia, Macedonia , que de la mano de Filipo II  (359-336 a.C.) y Alejandro Magno  (356-323 a.C.), conquista toda Grecia y la unifica en un solo reino. Filipo II construyó un ejército moderno y se lanzó a la conquista de Grecia. Alejandro Magno hereda un reino unificado y bien organizado, y con la suficiente fuerza para lanzarse a la invasión de Persia, en la que gobernaba un rey débil: Darío III . Alejandro acuñará monedas con el patrón ateniense, que serán de curso legal en todo el mundo helénico, y fundará ciudades.

 

A la muerte de Alejandro el imperio se desintegra, por los intentos de independencia y de recuperar la democracia, pero no se recuperó el sistema político anterior. Antípatro  recibió Macedonia, Lisímaco  Tracia, Antígono  parte de Asia Menor, Meleagro  Fenicia, Laomedón  Siria, Seleuco  Babilonia y Tolomeo Lagos  Egipto. Surgió, así, un nuevo sistema de monarquías helénicas: la época de los diácodos. Pero estos caerán ante una nueva potencia: Roma . Durante la época helenística la cultura griega se hace universal.

 

CIVILIZACIONES ANTIGUAS DE ROMA

Antigua Roma

Roma significa algo parecido a ‘río’. Aunque puede ser que haya sido un unificador de los pueblos que formarían Roma. A estos periodos de la historia de Roma se los conoce conjuntamente como Antigua Roma. Roma ha sido la capital de la Italia unificada desde 1871. Estado de la Antigüedad, surgido de la expansión de la ciudad de Roma y que llegó a  abarcar desde Gran Bretaña al desierto del Sahara  y desde la Península Ibérica al Éufrates . Roma fue una monarquía etrusca, más tarde (509 a.C.) fue una república latina y en 27 a.C. se convirtió en un imperio.

 

La República (509 adC – 27 adC) fue una etapa de la antigua Roma en la cual la ciudad de Roma y sus territorios mantenían un sistema republicano de gobierno. La monarquía romana fue abolida el 509 adC, y sustituida por la República. Una característica del cambio fue que la administración de la ciudad y sus distritos rurales quedó regulada en el derecho de apelar al pueblo contra cualquier decisión de un magistrado concerniente a la vida o al estatuto jurídico.

 

Según la tradición, Roma se fundó el día 11 antes de las calendas de mayo, sería el 21 de abril de 753 adC. Fundada Roma, comenzó a guerrear contra sus vecinos, esta vez por conseguir mujeres, a las que raptaron durante unos juegos en los que invitaron a todos los pueblos vecinos. Con el paso del tiempo, esa pequeña aldea de pastores se fue transformando, gracias a sus conquistas en un imperio primero itálico y luego mediterráneo. Incluso llegó a dominar extensos territorios en Asia Menor y los países del Norte de Europa. Pero tras la conquista llegaba la romanización, mediante la cual los pueblos sometidos adquirían las costumbres romanas y se integraban de este modo en la cultura occidental, por una parte, y oriental, por otra. Para unificar un territorio que englobaba más de cuarenta países actuales, recurrieron al arma más eficaz: el Derecho romano, aún vigente en muchos países del mundo. Pero Vencieron a todos menos a los sabinos, por que la lucha terminó en un tratado de paz conseguido por las mujeres, que no querían perder ni a sus padres ni sus esposos. De este tratado surgiría la unión de los dos pueblos.

 

La fundación de Roma se atribuye a tres tribus: los Ramnes, los Ticios y los Lúceres. Estos tres grupos fundaron la llamada Roma Quadrata en el Monte Palatino. Otra ciudad fundada por otro u otros grupos en el Quirinal, se unió a la Roma Quadrata, surgiendo así la civitas (‘ciudad’) llamada Roma. A los primeros ciudadanos romanos se les llama patricios (o patres), porque o bien son padres de familia (páter familias) o bien son hijos de padres de familia vinculados a la obediencia paterna. Los hijos de los patricios, al cumplir 17 años adquirían la condición de ciudadanos plenos, pero continuaban sujetos a la potestad del padre hasta que este moría.

 

El origen de los pueblos que a su vez originaron a Roma, se puede rastrear mediante la lingüística. La cual divide a las lenguas indoeuropeas y las de otro origen. Entre las primeras se encuentra el latín, el veneto, etc. Se comprobó que las lenguas europeas y asiáticas tenían un cierto parentesco, y se tuvo la convicción durante mucho tiempo, de que el parentesco delataba un origen étnico común, la existencia de un pueblo indoeuropeo y de una cuna común de su civilización. Se creía que la unidad original de este pueblo experimento una dislocación y que los grupos integrantes se fueron separando del conjunto, llevando en su emigración el dialecto hablado en su patria. Pero ya esta teoría está desechada. Las divergencias e interferencias que se descubren en Italia parecen haberse dado siempre, por muy remota que sea la génesis de los pueblos portadores del indoeuropeo; es decir, a través de una lenta elaboración étnica y cultural, durante la edad neolítica (4800-1800).

 

Al parecer los movimientos convergieron en dos centros: la región del río Danubio en el centro de Europa y la región del norte de Asia menor y parte del Cáucaso. Aproximadamente por entonces, según los lingüistas y los arqueólogos, el latín (introducido también por pueblos provenientes de la región danubiana) haría su aparición en Italia. Cada vez es mayor la resistencia frente a la hipótesis de una Italia pre y protohistórica que acogería en su territorio a masivos grupos étnicos con su original unidad, mantenida a lo largo de la emigración. Más bien se insiste sobre las condiciones de infiltración, dispersión y cruzamiento en que se realizaría la intervención de elementos extranjeros.

 

Estructura Social

La primera estructura social y política de los latinos fue la familia: el padre (páter familias), la esposa (unida al padre de familia por el rito sagrado de la torta), los hijos, las esposas de los hijos, los hijos de los hijos, y las hijas no casadas. De la agrupación de algunas familias del mismo tronco, surgieron las gens , y de un conjunto de familias surgieron las tribus. La familia está formada por los más próximos (agnados), pero a medida que la familia se extiende se forma la gens  o raza de un tronco común, integrada por la familia propiamente dicha (adnati) y por los gentiles, todos aquellos procedentes del mismo antepasado. Cada grupo tiene un punto común de encuentro, generalmente para el culto religioso (aunque no exclusivamente para tal fin), punto que constituye el embrión de las cívitas (ciudades).

 

La sociedad romana, como muchas otras sociedades antiguas, se basaba en la desigualdad, y, como en toda sociedad desigual e injusta, la tensión entre las clases y su dialéctica es el motor de su historia y su principal característica. Las clases que se distinguieron fueron cinco: patricios, plebeyos, esclavos (ver esclavitud en la Roma Antigua), clientes y libertos. La tensión entre patricios y plebeyos y las rebeliones de los esclavos fueron las más importantes noticias políticas; las tres primeras fueron las clases con mayor actividad política; las otras dos, menos. Esta organización social no fue estática durante toda la historia de la antigua Roma. Hubo tensiones, cambios, evolución.

 

Religión

La religión originaria romana rendía culto a unas fuerzas sobrenaturales de carácter indefinido llamados numina como Flora, Fauno, etc. Los de la vivienda familiar eran los Forculus, Los Limentinus, Cardea.  Tras los primeros contactos con los griegos asimilaron su mitología, cambiando los nombres de los dioses.  El fundador de Roma, Rómulo, fue divinizado después de su muerte. Fue el dios principal junto con Júpiter y Marte. Más tarde les sustituyó la triada Júpiter, Juno y Minerva. A partir de Augusto los emperadores romanos fueron divinizados en una ceremonia llamada apoteosis. En la época final del imperio romano, el cristianismo se convirtió en la principal religión. Inicialmente propio de clases humildes y opuesto al culto imperial fue perseguido. Acabó siendo permitido con la promulgación del edicto de Milán por Constantino, después de que éste ganara una batalla con el símbolo de la cruz. Finalmente, con el edicto de Tesalónica se convirtió en la religión oficial.

 

Roma realizaba celebraciones en el Coliseo romano. Allí realizaban luchas de gladiadores. Al pasar frente al soberano al mando, los gladiadores exclamaban Ave, César, Morituri te salutant que significa «¡Hola, Emperador, los que vamos a morir te saludamos!». Además en las celebraciones muy especiales, en la parte interior del Coliseo había fieras como tigre1tigres o leones. Era cuando los gladiadores en combate llegaban a un punto muy alto de soportar la pelea; en ese momento el que estaba al mando dec僘 si mor僘 o no, con ses. Cuando el soberano decid僘 que muriera, pon僘 su dedo pulgar hacia abajo. Cuando decido romano.

 

Vestidos

El traje en la antigua Roma constaba de dos tipos de piezas como el griego, llamadas: indutus, las interiores y amictus, las exteriores. En los primeros tiempos, se reducían las prendas a la túnica, semejante al quitón de los griegos y a la toga propia y exclusiva de los ciudadanos romanos que por ello, se llamaban gens togata, mientras ellos decían de los griegos gens paliata. A veces, llevaban otra túnica interior, denominada subúcula, equivalente a nuestra camisa, y la superior solía ceñirse con un cinturón llamado cíngulum o cintus, cerrado con broche o fíbula. La toga era una amplia vestidura de lana, de corte elíptico, cerrada por abajo y abierta por arriba hasta la cintura. Al llevarla, se recogía por los pliegues del lado derecho y se echaban terciados hacia el hombro izquierdo.

 

La gente guerrera, entre los romanos de los primeros siglos defendía su cabeza con la gálea o casco de cuero y placas metálicas y el tronco por medio de una armadura también de pequeñas placas. Pero después de la conquista de las Galias se adoptó el cassis o casco de metal (usado antes por celtas e iberos) con yugulares y cubrenuca y la cota de malla para el tronco si bien algunos cuerpos especiales del ejército usaban armaduras particulares:

  • los vélites, cuerpos de infantería ligera que empezaban los primeros el ataque llevaban ócreas o resguardos metálicos (de bronce, por lo común) en la pierna izquierda
  • los hastati o hastarios (armados de lanza) llevaban ócreas en la pierna derecha pues era la que adelantaban al combatir
  • los legionarios protegían el pecho y la espalda con una loriga o coraza flexible de tiras de acero y el brazo con un corto brazal de bronce
  • los buenos escuadrones de caballería llevaban en lugar de lo anterior la lorica squamata o plumata, dispuesta en forma de escamas de metal cosidas sobre cuero o tela fuerta.

Se ceñía la loriga de cualquier tipo que fuera con el cíngulum o cintum, cinturón de cuero chapeado de metal y sujeto con fíbula, del cual pendía la espada. Ésta se llevaba también pendiente de bálteus o tahalí, propio de los jefes que iba terciado ante el pecho desde el hombro derecho hasta el lado izquierdo de la cintura. Los emperadores y otros altos jefes de la milicia romana se servían de una coraza de dos piezas (peto y espaldar) adornadas con relieves y adaptadas perfectamente al tronco según aparece en sus estatuas y sobre ella vestían el paludamentum, especie de clámide larga y holgada que estuvo en uso durante el Imperio y a la vez llevaban sobre el casco una cimera o ápex y un penacho o crista al modo griego lo cual era también propio y distintivo de los centuriones.

 

Arquitectura

La arquitectura de Roma tiene su origen en la etrusca, sumada a influjos de la griega, sobre todo después de las guerras púnicas (146 a.C.) y por lo tanto, presenta rasgos de ambas. Hoy se hace datar la arquitectura romana de la fecha en que se construyeron la primera vía (Vía Appia ) y el primer acueducto (Aqua Appia), año 312 a.C. Por esta época y durante las conquistas de Roma en Sicilia y en la misma Grecia, los generales romanos solían llevarse como trofeo de sus victorias gran cantidad de objetos artísticos. Por otro lado, los artistas griegos y etruscos, atraídos por el poder económico de la señora del mundo, llevaron a Roma el gusto e incluso la pasión por las Bellas Artes y en estas escuelas formaron sus artistas propios.

 

El periodo de esplendor del arte romano abarca los dos primeros siglos del Imperio. Pero ya a principios del siglo II de nuestra era, desde el tiempo de Adriano (año 117), se inicia la decadencia del buen gusto que se acentúa en el siglo III y se confirma en el siglo IV por efecto de cierto barroquismo o irregularidad y pesadez en los estilos aunque aumente el fasto y la magnitud de las obras.

 

Pero la arquitectura, en cuanto arte de construir sigue desarrollándose hasta la invasión de los bárbaros, por lo menos, en los principales centros de cultura. Pruebas de esto son las grandes basílicas de Roma construidas en el siglo IV, no sólo las destinadas al culto cristiano, sino también las civiles. Los restos de la colosal basílica civil de Constantino que todavía se alzan en Roma, sirvieron como fuente de inspiración a los arquitectos del renacimiento en el siglo XVI.

 

VN:F [1.9.22_1171]
Clasificación: 3.4/5 (5 votos)
VN:F [1.9.22_1171]
Clasificación: -2 (de 2 votos)
Las características generales de la civilización griega y romana, 3.4 out of 5 based on 5 ratings

___________.WEBSCOLAR. Las características generales de la civilización griega y romana. http://www.webscolar.com/las-caracteristicas-generales-de-la-civilizacion-griega-y-romana. Fecha de consulta: 6 de noviembre de 2014.

Descargar PDF Descargar

 

Comentarios

2 Comentarios en “Las características generales de la civilización griega y romana”

  1. danna beleño gonzalez dijo:

    bueno me ayudaste mucho y espero que saque buena nota en la exposicion gracias te lo agradesco

    VA:F [1.9.22_1171]
    Clasificación: 0.0/5 (0 votos)
    VA:F [1.9.22_1171]
    Clasificación: 0 (de 0 votos)
  2. INGRID dijo:

    BUENOS APUNTES.

    VA:F [1.9.22_1171]
    Clasificación: 0.0/5 (0 votos)
    VA:F [1.9.22_1171]
    Clasificación: 0 (de 0 votos)

Escribir Comentario

 

 
 
 
 
 

© 2010 - 2014 Webscolar

 


11 Flares Twitter 0 Facebook 11 Google+ 0 Pin It Share 0 11 Flares ×